'Desafortunadamente ganó Uribe': hijo de Miguel Rodríguez Orejuela

El hijo de Miguel Rodríguez Orejuela habla en exclusiva con la W Radio de sus años en el Cartel de Cali, su guerra con Pablo Escobar, de sus vínculos con el hijo de un General del Ejército Nacional y de la campaña "Samper Presidente", entre otros temas.
Jaime Andrés Ospina | Octubre 5 de 2011
El hijo de Miguel Rodríguez Orejuela habla en exclusiva con la W Radio de sus años en el Cartel de Cali, su guerra con Pablo Escobar, de sus vínculos con el hijo de un General del Ejército Nacional y de la campaña "Samper Presidente", entre otros temas.

Rodríguez Orejuela sostuvo que "desafortunadamente Álvaro Uribe ganó las elecciones" presidencial de 2002 porque "no tenía vínculos" con el Cartel de Cali, motivo por el cual su padre y tío Gilberto Rodríguez Orejuela fueron extraditados a los Estados Unidos. "Las elecciones desafortunadamente las gana Uribe, él no tenía ninguna relación con nosotros y son extraditados".

Rodríguez Abadía, quien está libre luego de lograr un acuerdo con las autoridades del gobierno, aseguró que nunca envió un kilo de cocaína a los Estados Unidos y aclaró que lo que hizo para el Cartel de Cali fue “lobby” para que su padre tuviera relación con “gente de la Policía y del narcotráfico”, de lo contario “estuviera pagando una pena muy alta”.

El llamado “consentido” de Miguel Rodríguez Orejuela manifestó que su único delito y por el que fue juzgado en los Estados Unidos fue haber comprado políticos y policías por el bien del Cartel. “Ese fue mi delito, comprar políticos y policías. Ese era mi papel. Yo auxilié que esta organización criminal siguera a flote”, indicó.

Contó que, luego de la extradición de su padre y tío Gilberto Rodríguez Orejuela, esperó cuatro años para que éstos lograran un acuerdo con las autoridades estadounidenses, algo que nunca hicieron.

Afirmó que aprovechó la “oportunidad que le presentó la vida”, se entregó y aceptó su responsabilidad, y “gracias aquí estoy libre gracias a Dios”. Expresó que su padre tuvo una estrategia equivocada para negociar porque buscaba beneficiar a “todos”. “Yo le decía que arregláramos, que hiciéramos un acuerdo, que al final fue malo, no el mío, yo estoy libre”, expresó.

También dijo que los líderes del Cartel de Cali desaprovecharon el “momento histórico” de “gratitud del gobierno (de la época) y de la Fiscalía por haber terminado” con Pablo Escobar. “Se plantearon unas cosas por el gobierno y otras por el Cartel, no se llegó a un acuerdo”.

Campaña Samper Presidente

Respecto a la campaña de Ernesto Samper a la presidencia (1994 – 1998), a la cual el Cartel de Cali aportó dinero, afirmó que había una cuenta llamada L4 de la que salía los dineros para las campañas, aunque no dijo a cuáles.

Contó que entró hacer parte del Cartel desde agosto de 1995 y que en 1993 y 1994 estuvo alejado de los negocios de su padre y que por eso no puede dar fe de la entrega de dineros a la campaña de Samper. Y afirmó que durante el gobierno del liberal los “estadounidenses consiguieron más que con anteriores gobierno”.

Aclaró que no puede asegurar, por ejemplo, que su padre se haya reunido con Santiago Medina, extesorero de la campaña de Samper, para entregarle una suma considerable de dinero.

“Ese es un tema documentado, Samper aceptó que dineros entraron a su campaña (…) Algún día se sabrá si él sabía o no, algún día se sabrá. (Hasta ahora) eso solo lo saben los protagonistas, yo no fui protagonista y sería irrespetuoso hablar de eso”, señaló y aclaró que el que entregaba el dinero era su padre Miguel Rodríguez y no José ‘Chepe’ Santacruz como señalan algunas versiones.

'En la boca del lobo’

William Rodríguez Abadía también habló del libro del periodista estadounidense Bill William Rempel, que cuenta cómo Jorge Salcedo, jefe de seguridad de su padre, entregó a los Rodríguez Orejuela a la DEA.

El libro, llamado "La boca del lobo", narra cómo Salcedo decidió colaborar con la justicia de Estados Unidos y como infiltrado guió a las autoridades hasta los cabecillas del Cartel de Cali. Según el libro, Salcedo se entregó a las autoridades luego de que los hermanos Rodríguez lo mandaran a asesinar a Guillermo Pallomari, excontador del Cartel que colaboró en el proceso 8.000”.

Ante esto, Rodríguez Abadía contó que Jorge Salcedo, hijo de un general del Ejército Nacional, fue jefe de seguridad de su padre meses antes de que las autoridades colombianas y estadounidenses lo capturaran.

Aseguró que Salcedo tenía como función “cruzar llamadas entre Cali y Medellín" para saber qué personas podían ser sospechosas y así ordenar seguirla. También se encargaba de las comunicaciones. Explicó que el verdadero encargado de la seguridad de su padre era Mario del Basto, quien “fue la persona encargada de que mi papá no hubiera sucumbido por los intentos que hizo Pablo Escobar para matarlo”.

El hijo de Miguel Rodríguez aseguró que Juan Carlos Delgado, alias ‘Darío’, segundo de comunicaciones de Salcedo, un día se le acercó para contarle que veía cosas raras en Salcedo, lo cual no pudo corroborar con su padre porque pocas veces se veían por la presión del Bloque de Búsqueda.

Según el libro, Salcedo se entregó porque lo mandaron a matar a Guillermo Pallomari, lo cual fue desmentido por Rodríguez Abadía. Según éste, su padre lo tuvo en sus manos y no lo mató y lo mantuvo escondido por más de año.

“Un hombre que fue capaz de darle a Pablo Escobar no va ser capaz de mandar a matar una persona así, es ilógico que mi papá lo quisiera asesinar ¿por qué no lo asesinó cuando pudo?”, se preguntó.

Además, aseguró que algunas partes del libro no son ciertas como cuando el Bloque de Búsqueda llegó al apartamento en el que estaba Miguel Rodríguez Orejuela. “Nunca pudieron llegar a la caleta porque no conocía el apartamento, la caleta era tan bien hecho que era imposible de encontrar. Lo que cuenta Salcedo no es cierto, algunas partes son ciertas y otras no”, afirmó.

De igual forma, sostuvo que Salcedo fue un hombre inteligente porque negoció muy bien con las autoridades estadounidenses en el momento que estos querían “como fuera llegar a mi padre”.

Señaló que no lo califica como el hombre que acabó con el Cartel de Cali porque eso es ofensivo contra las autoridades colombianas, que también capturaron a otros miembros de la organización criminal.

“Lo importante del señor Salcedo fue haber entregado a mi padre. Hizo una muy buena negociación”, indicó Rodríguez Abadía, quien afirmó que fue Salcedo el que inventó y entregó esa versión de que “yo era el nuevo jefe del Cartel”.

Cárcel o muerte

Finalmente, William Rodríguez Abadía que venderá sus memorias para que se conviertan en un libro en el que contará todo lo que sabe, siempre y cuando cumplan con las expectativas que tiene, de lo contrarío morirá sin contar nada.

Además, expresó que el negocio del narcotráfico tienen dos caminos: “la cárcel o la muerte”. “Yo me equivoqué, no pensé por lo que mi esposa llama el complejo de Superman que tenemos los hombres en un momento que nos hace coger caminos equivocados que no conducen a ningún lado”, indicó.

Así mismo, dijo que Colombia no está preparada para conocer la verdad porque el país vive en una corrupción absoluta. “Cuando tengamos conciencia del mal de la corrupción todo debemos contar lo que sabemos”.

Finalmente, afirmó que las autoridades estadounidenses les han cumplido en un 100 por ciento con lo acordado, pero las colombianas no porque, tal vez, “debe algún interés político”.
1 Comentarios
Página 1 de 1
  • 1 
1 Clonador | hace 10 semanas Muerete con tu porqueria de historia, no eres mas que el hijo de un fosil criminal que gracias a dios ya esta encerrado en los eeuu de donde jamas saldra vivo, y que a nadie le interesa Responder
  • 1 
Mi opinión: (Máximo 1.000 caracteres)

(*) Si el mensaje excede el número máximo de caracteres será truncado automáticamente por el sistema.
Nombre - Obligatorio
Email - Obligatorio
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de La W Radio
  • No está permitido registrar comentarios contrarios a las leyes de este país o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
Calle 67 No. 7-37 Bogotá (51) 3262325, (51) 3262550 - 018000510560 W Radio es una empresa de Unión Radio Miembro iab Colombia Miembro de Asomedios