Escuche ahora

La W

Con Vicky Dávila


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

El millonario desfalco a la infraestructura educativa

El famoso proyecto del Ministerio de Educación durante la administración de Juan Manuel Santos está bajo la lupa de las autoridades.

De las 51.134 obras educativas prometidas, el FFIE sólo ha entregado 230 y ha terminado 1.310. Foto: Getty Images

(Por: Laura Palomino y Paula Bolívar)

Después de que La W denunciara que el 70% de las obras del Fondo de Infraestructura Educativa (FFIE) estaba en riesgo, este medio conoció que la Contraloría General de la República inició las respectivas auditorías a cada una de las obras que fueron promesa del gobierno de Juan Manuel Santos para niños en situación vulnerable.

Según los primeros hallazgos de las autoridades, de las 51.134 aulas prometidas, el FFIE sólo ha entregado 230 obras y ha terminado 1.310. Cabe señalar que estas presentan irregularidades en su ejecución.


 

Además, esta emisora conoció que el valor que se ha pagado a la fecha a los contratistas era para que ya se hubiesen entregado 4.000 obras. A diciembre de 2017, se habían desembolsado 800.000 millones de pesos.

(Le puede interesar: Gobierno Santos prometió 50 mil aulas, entregó 1310 y gastó 700 mil millones: Contraloría)

Cuando la Contraloría fue a visitar los colegios, encontró que había imprecisiones entre el valor pagado por el Gobierno y la obra realizada por el contratista. Por ejemplo en Montería, el contratista Consorcio Escuelas FFIE, para la construcción del colegio Isabel La Católica, construyó seis aulas, cada una por un valor de $227 millones, para un total de $1.367 millones. Y en la misma ciudad, este mismo contratista, para la construcción del colegio José María Córdoba, construyó 64 aulas con el mismo monto ($1.367 millones), cada una por el valor 21 millones de pesos.

Es decir, mientras en un colegio cada aula le costó 200 millones de pesos, en otro colegio le costó 20 millones de pesos, teniendo en cuenta que cada aula es sólo obra negra, sin dotación, pupitres, ni tableros.

También en Montería se construyeron 24 aulas en el colegio Mercedes Abrego por el doble de lo que costaron en los dos colegios anteriores. Es decir, mientras en un colegio el mismo contratista cobró 1.300 millones de peso por 64 aulas, en esta institución educativa se cobraron 2.600 millones de pesos por 24 aulas.

En muchos de los casos, el ente de control encontró que el interventor es el mismo contratista.

(Le puede interesar: Contraloría encontró manejos irregulares en el Fondo de Infraestructura Educativa)

Además de todo esto, lo que más le preocupa a la Contraloría es que el FFIE, entidad del Ministerio de Educación, entregó información que no correspondía con la realidad, ya que el dinero que les entregaron a los contratistas fue mucho mayor al que le reportaron al ente de control.

Otra de las irregularidades halladas por las autoridades es que en muchos de los colegios en los que se tenían que hacer mejorar y reforzamientos estructurales, solo se cambiaron tejas o se hicieron modificaciones mínimas, a pesar de que se cobró el monto de una remodelación completa.

Según el Conpes, cada aula debía costar 146 millones, pero en la región Caribe aparecen colegios que cobraron más de 500 millones de pesos por aula. Por ejemplo del colegio Nuestra Señora del Rosario de Pitalito en Palo Nuevo; en el oriente del país el colegio Roberto Garcia Peña en Girón (Santander) cada aulas costó más de 240 millones de pesos; en el sur del país el colegio Paulo VI en Puerto Colombia cobró 218 millones de pesos por aula y en el colegio Gilberto Echeverry en Rio Negro (Antioquia) cuyo consorcio es Mota Engil, se cobró 164 millones.

Tanto la Contraloría como la Fiscalía se disponen a tomar decisiones por las irregularidades en este proyecto del Ministerio de Educación que compromete 4,5 billones de pesos en regalías.