Escuche ahora

La W

Con Vicky Dávila


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Jorge Pizano mencionó que Luis Carlos Sarmiento era una víctima: Néstor Humberto Martínez

El fiscal General aseguró que "el afán de Pizano era demostrarle a este empresario, Luis Carlos Sarmiento, que sus clientes de Odebrecht realizaban actividades irregulares".

Jorge Enrique Pizano era objeto de investigación desde 2013, porque a él lo mencionaron testigos del Carrusel de la Contratación en Bogotá: Néstor Humberto Martínez. Foto: Colprensa

Néstor Humberto Martínez, fiscal general de la Nación habló en los micrófonos de la W sobre los recientes hechos, donde se dieron a conocer una serie de señalamientos en su contra, por parte de un ex funcionario de la firma Corficolombiana, quien afirmó haber comentado, años atrás de que estallara el caso Odebrecht, al hoy fiscal, algunas irregularidades presentadas en los pagos y la facturación de la empresa, actos que derivarían en el conocido escándalo. 

El fiscal es cuestionado por la razón por la que en Colombia se vinieron a conocer las denuncias de Jorge Pizano, solamente hasta que él murió, y por qué no se tienen avances claros en la investigación del caso, hecho al que Martínez respondió argumentando que actualmente en Colombia avanza el proceso en el que se han visto investigadas 86 personas, cifra que supera a la de Brasil, país de origen de la firma constructora que da nombre al caso, dónde solamente se han investigado a 78 personas. A su vez, Martínez señala un crecimiento en los resultados derivados de las investigaciones de la entidad que dirige, exponiendo que aunque inicialmente se hablaba de 2 contratos con hechos corruptos, la entidad ha logrado detectar irregularidades en 14, que habrían servido para desviar fondos empleados en el pago de coimas hasta 32 millones de dólares, añadiendo que en las investigaciones también se han visto detenidos algunos "aforados", y donde las cabezas de los consorcios de empresas que se vieron inmiscuidas en las irregularidades también tienen orden de detención vigente.

Martínez aclara que tras la investigación de los fiscales de conocimiento, se ha podido determinar que las irregularidades en contratos ascienden a 53 mil millones de pesos. 

Martínez señala que Colombia es el único país de América Latina, de los afectados con el escándalo de Odebrecht, donde se tienen detenidas a personas del orden estatal, que se vieron involucradas en el caso. 

Sobre el caso puntual de Sarmiento Angulo, Martínez señala que cuando Pizano se le acercó para comentarle, en "son" de amistad, las presuntas irregularidades que había detectado, había señalado al empresario como "víctima" de la situación. "Me decía están tumbando al doctor Sarmiento, eso debe salir en todas esas grabaciones, que ojalá el país conozca en toda su integridad". 

"El afán de Jorge Enrique era que Sarmiento Angulo supiera de las investigacions que él había llevado, donde  veía que sus clientes, los brasileros, hacian operaciones irregulares al interior del consorcio y la contructora Ruta del Sol". 

Sobre su reunión con Pizano en agosto de 2015, señala que fue un encuentro entre amigos, donde Jorge Enrique, le consultó a él, un ciudadano del común sobre unas sospechas que tenía, y que aprovechó su cercanía con Sarmiento Angulo para hacerlo conocedor de las sospechas. Martínez dice que no era responsabilidad de él poner en conocimiento de la situación, pues el no era quien había detectado las irregularidades, ni había adelantado la investigación. 

"El me menciona que pueden ser recursos, eventualmente de personas que estuvieron comprometidas con el paramilitarismo, o de personas que tengan deudas con la justicia y yo le pregunto, ¿pero no podrían ser coimas?, recuerda el fiscal, quien afirma que hizo a su amigo algunas preguntas con el fin de poder cumplir su misión de emisario. 

" Yo no puedo ir a la justicia como ciudadano a decirle: mire no se si esto sean coimas, de unos hechos que me dijo hizo un investigador de una empresa privada. No, a la Fiscalía uno lleva denuncias y pruebas de conductas que son punibles, si él me hubiera dicho son coimas, yo no solo lo llevo a Sarmiento, sino lo doy a conocer a la justicia como lo he hecho en otras tantas oportunidades", dijo el fiscal como respuesta a la razón por la cual no denunció ante la justicia la situación que le puso en conocimiento Pizano, "Es él el que me establece previamente que no tenía certeza, su hipotesis era que era un tumbado interno".

El fiscal aclara que pese a que en su momento, en la reunión con Pizano plantearon varias hipótesis sobre lo sucedido con lo descubierto por el controller, estas hipótesis no se convirtieron posteriormente en línesde investigación judicial, en tanto se pudo establecer que dichos dineros habían sido usadosen efecto para coimas y sobornos. 

El hoy fiscal aclara que al momento de su llegada a la Fiscalía, en agosto de 2016, el caso Odebrecht aún no existía, y señala que la imposibilidad de designar un fiscal Ad Hoc, deriva de una propuesta propia de Martínez, que fue desechada por el Congreso y el Consejo de Política Críminal, y que buscaba facultar a la Corte para designar un fiscal, bajo mencionada modalidad, en casos en los que el fiscal general se declarara impedido. Días después estalló el caso internacional, que permitió en colombia las primeras capturas: García y Bula.

Explíca que los casos que llegan a la Fiscalía son atendidos por los funcionarios del ente, y que llegan al despacho del Fiscal en casos muy puntuales como el estudio o aprobación del principio de oportunidad. Señala que fue por esa causa que llegó el caso Odebrecht a su despacho, y que en ese momento se declaró impedido, siendo sus argumentos aceptados por la Corte Suprema de Justica, y designado para tal efecto el vicefical, en cumplimiento de la norma vigente. 

"Todo eso es falso", Martínez también se refirió a las acusaciones que provienen de distintos sectores políticos señalando presunta negligencia de la Fiscalía en loa investigación de irregularidades en la financiación de la campaña Política de Char en Barranquilla. Martínez afirma que esos señalamientos hacen parte de la construcción de un debate político de sectores o políticos que han sido investigados, y que se sienten perseguidos, buscando por medio de dichas acusaciones, delegitimar la institución. "La Fiscalía tiene que investigar donde aparezcan hechos de reelevancia de materia penal y esos no es persecusión, es cumplimiento de un deber". 

Lea sobre el señalamiento: Petro, Benedetti, Uribe y Pastrana coinciden en supuesta ruta de coimas a políticos

Sobre las afirmaciones hechas el día de ayer por Gustavo Petro al respecto en La W radio, señalando a la empresa Torroza por financiamiento ilegal a la campaña Char,  Martínez pidió al senador llevar a la Fiscalía las pruebas para que sean investigadas. 

Sobre el caso de Jorge Enrique Pizano, señaló que "el gran temor que tenía Jorge Enrique es que la Fiscalía fuera a cometer una tropelía y se fuera conta él injustamente", afirmando que el caso que cursaba contra Pizano estaba relacionado con unos señalamientos en su contra, hechos en el marco del carrusel de la contratación en Bogotá, por el caso del conector Tunjuelo - canoas,  proceso abierto en 2013, 3 años antes de la llegada de Martínez a la institución, y aclara que pese a que el fiscal es humano, "tiene alma y amigos", su compromiso con la constitución prima por sobre todo, y aclara que dicho proceso "nunca se archivó". 

Lo anterior, para rechazar señalamientos en su contra que aseguran que Martínez, a su llegada a la Fiscalía reabrió el proceso con el objetivo de perseguir a Pizano. Niega la falta de garantías en el caso, y refiere la existencia de los documentos de su interrogatorio, "firmado por él y su abogado". 

"Me duele que Jorge Enrique muriera pensando que se le estaba persiguiendo en la Fiscalía".

Martínez también señala que Jorge Enrique Pizano actualmente estaba vinculado como testigo en el caso que cursa en contra del presidente de  Corficolombiana, y que había estado trabajando en su declaración. "Pizano era una pieza importante". 

Para finalizar, Martínez hace dos importantes claridades, la primera referida a señalamientos en su contra que afirman que tiene muchos caso en los que habría de declararse impedido, y aclara que de los 2 millones de casos que cursa en la entidad, solamente se ha declarado impedido en un par de ellos, y en segundo lugar, niega que el caso Odebrecht sea el más grande caso de corrupción en Colombia, refiriendo como tal el caso Reficar. 

 

Le puede interesar: