Escuche ahora

Amanecer W

con Laura Sánchez y Jefferson Mejía


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Libertad confirma salida de Leonel Álvarez tras vencer a campeón chileno

Álvarez fichó por Libertad hace cuatro meses, con un contrato que le unía al equipo de Asunción durante los próximos dos años.

Libertad confirma salida de Leonel Álvarez tras vencer a campeón chileno. Foto: Getty Images

El Libertad paraguayo confirmó este miércoles que el colombiano Leonel Álvarez ha dejado de ser el entrenador del equipo, un día después de la importante victoria del equipo por 4-1 ante la Universidad Católica de Chile, en Asunción, en la fase de grupos de la Copa Libertadores.

El club informó de la decisión a través de su cuenta oficial de twitter en un mensaje en el que no han aclarado los motivos que han llevado al técnico y a la directiva a romper su contrato.

Añadió que Juan Eduardo Samudio, que esta mañana ya tomó las riendas del equipo en el entrenamiento matinal, ha sido escogido de forma interina para dirigir a la primera plantilla.

Diversos medios locales apuntaron esta mañana a unas supuestas tensas relaciones mantenidas por Álvarez con algunos jugadores, e incluso con el presidente honorario del club, el expresidente Horacio Cartes (2013-2018).

Cartes, quien antes de llegar al Ejecutivo fue presidente de Libertad, fue quien trajo al club al técnico colombiano.

Libertad no está haciendo un buen papel en el Apertura local, donde está octavo, al contrario de en la Libertadores, donde Álvarez llevó al equipo a la fase de grupos.

Una fase de grupos en la que anoche, en el primero de sus partidos, Libertad se impuso a Universidad Católica con autoridad y goles.

El equipo había llegado a ese fase tras eliminar al boliviano The Strongest y a los colombianos de Atlético Nacional, donde Álvarez militó como jugador.

Álvarez fichó por Libertad hace cuatro meses, con un contrato que le unía al equipo de Asunción durante los próximos dos años.

Su llegada se produjo diez meses después de que abandonara el banquillo de Cerro Porteño, por una decisión unilateral, y tras una etapa en la que surgieron varios roces con los directivos del Ciclón de Barrio Obrero.