Escuche ahora

La W

con Julio Sánchez Cristo


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Fundéu BBVA: "testigo de Jehová", con "testigo" en minúscula

En la expresión "testigo de Jehová", la voz "testigo" se escribe con inicial minúscula, señala la Fundación del Español Urgente promovida por la Agencia EFE y BBVA.

Madrid, 15 nov (EFE).- En la expresión "testigo de Jehová", la voz "testigo" se escribe con inicial minúscula, señala la Fundación del Español Urgente promovida por la Agencia EFE y BBVA.

En los medios de comunicación es frecuente encontrar frases como "Ejecutan a balazos a un Testigo de Jehová", "Un Testigo de Jehová gana la batalla por una cirugía sin transfusión de sangre" o "La Testiga de Jehová imputada fue declarada inocente tras cinco años de juicios".

Como indica el "Diccionario general" de VOX, "testigo de Jehová" es la 'persona que pertenece a una iglesia cristiana cuyos seguidores tienen un profundo conocimiento y estudio de la Biblia y se caracterizan por la absoluta obediencia a los preceptos bíblicos'.

En esta denominación, la palabra "testigo" se escribe con minúscula inicial, al igual que los nombres de las distintas religiones y que el conjunto de sus fieles, tal y como se indica en la "Ortografía de la lengua española".

Por otra parte, se trata de un sustantivo común en cuanto al género: "el testigo" y "la testigo", mejor que "la testiga".

Por lo tanto, en los ejemplos citados habría sido más apropiado escribir "Ejecutan a balazos a un testigo de Jehová", "Un testigo de Jehová gana la batalla por una cirugía sin transfusión de sangre" y "La testigo de Jehová imputada fue declarada inocente tras cinco años de juicios".

Se recuerda, no obstante, que cuando "testigo" forma parte de la denominación de un organismo rector o de una entidad, se escribe con mayúscula inicial: "Asociación de los Testigos Cristianos de Jehová".

La Fundéu BBVA (www.fundeu.es), que trabaja asesorada por la Real Academia Española y cuyo principal objetivo es el buen uso del español en los medios de comunicación, cuenta con la colaboración, además, del Instituto Cervantes, la Fundación San Millán, Accenture, Gómez-Acebo & Pombo y Prodigioso Volcán. EFE