Escuche ahora

La W

con Julio Sánchez Cristo


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Paul Ryan dice que María es desastre humanitario y asegura ayuda para P.Rico

El presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, el republicano Paul Ryan, dijo hoy que el paso del huracán María por Puerto Rico provocó un desastre humanitario y garantizó que la isla recibirá ayuda.

San Juan, 13 oct (EFE).- El presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, el republicano Paul Ryan, dijo hoy que el paso del huracán María por Puerto Rico provocó un desastre humanitario y garantizó que la isla recibirá ayuda.

"Lo que vimos hoy confirma que se trata de un desastre humanitario", destacó en conferencia de prensa Ryan, quien viajó a Puerto Rico acompañado por miembros del Comité de Asignaciones de la Cámara baja responsable de tramitar futuras ayudas de emergencia para los afectados por el paso del huracán María.

"Esta es la devastación más grande que cualquiera de nosotros ha visto", resaltó el funcionario estadounidense, tras comprobar el estado en que dejó el huracán María a la isla después de sobrevolar en helicóptero la costa norte y parte del interior.

Ryan señaló que en el Congreso en Washington todos saben la gravedad de lo que ha pasado en la isla y son además conscientes de que se deberán tomar las medidas -financieras- adecuadas para que Puerto Rico, un Estado Libre Asociado a EEUU, se recupere.

"Vamos a garantizar que los recursos estén disponibles", resaltó Ryan, acompañado por el gobernador de la isla, Ricardo Rosselló, tras recordar que el jueves el Pleno de la Cámara de Representantes aprobó el acceso por parte del Gobierno de la isla a una cartera de préstamos de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (Fema) cercana a los 4.900 millones de dólares.

La resolución, que deberá ser ratificada en el Senado, supone un empujón muy importante para Puerto Rico, ya que este tipo de préstamos suelen ser condonados en la mayoría de los casos.

Ryan, que ya había justificado ese préstamo por la caída abrupta de la recaudación de impuestos en la isla a causa del huracán, subrayó que ese dinero servirá para acometer los primeros pasos en la reconstrucción de la infraestructura eléctrica, la distribución de combustible y otras labores de emergencia.

"No vamos a poner parches para el corto plazo. Vamos a trabajar con la perspectiva del largo plazo", dijo, tras destacar el trabajo realizado por Fema, el Ejército estadounidense y el Gobierno local.

En cuanto a qué tipo de respuesta se va a dar a la situación más a largo plazo, incluido el asunto de la millonaria deuda de 70.000 millones de dólares de Puerto Rico, Ryan recalcó que se trata de un asunto a analizar, pero que la prioridad ahora es atender un problema que insistió es de carácter humanitario e inmediato.

La llegada de Ryan se produjo días después de que el presidente de EEUU, Donald Trump, usara las redes sociales para señalar que la ayuda sobre el terreno de agencias federales y el Ejército del país norteamericano no puede ser para siempre, lo que causó inquietud en el Ejecutivo de San Juan.

La visita se produce además después de que se diera a conocer que más de 25.000 puertorriqueños llegaron al estado de Florida de EEUU durante las últimas semanas huyendo de unas condiciones de vida muy deterioradas, con un escaso 9 % de personas con servicio de electricidad, lo que ralentiza cualquier recuperación.

Ryan vino a San Juan acompañado de la presidenta de la Conferencia Republicana, Cathy McMorris; el presidente del Comité de Asignaciones, Rodney Frelinghuysen, y la portavoz demócrata en el Comité de Asignaciones, Nita Lowey.

La visita de Ryan llega después de las que hace días realizaran a la isla el presidente de EEUU, Donald Trump, y su vicepresidente, Michael Pence.

El gobernador Rosselló dijo que la delegación que hoy visitó Puerto Rico comprobó en primera persona la magnitud de la tragedia, tras apuntar la cifra de 250.000 viviendas afectadas severamente por el paso del huracán.

Insistió en que la destrucción fue masiva, la agricultura devastada y la infraestructura energética literalmente por los suelos, por lo que pidió a Washington los fondos necesarios para reconstruir "un Puerto Rico más fuerte".

Insistió en la idea que ya ha apuntado de que si la ayuda necesaria no llega la emigración hacia EEUU será masiva, según aseguró de millones de personas.

En cuanto a la impagable deuda, dijo que en el presupuesto actual no estaba prevista una catástrofe de esta magnitud, por lo que las cosas, subrayó, "deben de cambiar".

La representante de Puerto Rico ante el Congreso de EEUU, Jenniffer González, dijo durante la conferencia de prensa que Ryan ha demostrado ya a lo largo del tiempo su compromiso con la isla, en casos como el del programa de salud Medicaid por lo que ahora no será diferente.

González anunció la llegada de más autoridades de EEUU para conocer el estado de la situación, con el lunes con una visita de una delegación del Senado federal y el miércoles del secretario de la Vivienda estadounidense, Ben Carson. EFE

arm/cav