Escuche ahora

Deportes W

Con Andrés Torres


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Las pruebas de la Fiscalía para llevar a juicio al alcalde de Barrancabermeja

El fiscal del caso explicó cómo, desde la Alcaldía, presionaron a funcionarios públicos para que se retiraran de los sindicatos que apoyaban la revocatoria de Darío Echeverry.

La Fiscalía General de la Nación reveló algunas de las pruebas que llevará al juicio en contra del alcalde de Barrancabermeja, Darío Echeverry. Foto: Colprensa

La Fiscalía General de la Nación reveló algunas de las pruebas que llevará al juicio en contra del alcalde de Barrancabermeja, Darío Echeverry, quien se encuentra acusado de orquestar un plan criminal para tumbar la revocatoria de su mandato.

El fiscal del caso explicó cómo, desde la Alcaldía, empezaron a presionar a funcionarios públicos para que se retiraran de los sindicatos que apoyaban la revocatoria.

Cuenta el fiscal del caso que el ente acusador tiene en su poder el testimonio de más de 120 personas que tuvieron que renunciar al sindicato, pues se sintieron presionados por las autoridades distritales.

Varias de las personas que renunciaron fueron premiadas con contratos para sus familiares o con mejores puestos de trabajo.

Narra el fiscal que John Jairo Moros, líder político del municipio y conocido como “sombra del alcalde”, se acercó al presidente del sindicato, César Enrique Pabón y le pidió que “no apoyen más el proceso de revocatoria”.

Por otro lado, el investigador asegura que desde la administración de Echeverry interpusieron acciones judiciales para tumbar la revocatoria y publicitaron una decisión de un juzgado en el que se caían las elecciones.

También cuenta la Fiscalía que pagaron gruesas sumas de dinero para que funcionarios públicos no salieran a votar.

Cuenta el fiscal del caso que el día de las elecciones, se realizaron múltiples sancochos que fueron subsidiados por la Alcaldía Municipal.

Una de las pruebas de la entidad son las interceptaciones telefónicas donde se convoca a los presidentes de la acción comunal para adelantar este tipo de eventos en Barrancabermeja.

Según el escrito de acusación, John Jairo Moros y Diego Acosta citaron en un hotel del municipio a los representantes legales de los mototaxistas para que no prestaran el servicio de transporte en la fecha de la revocatoria.

Bingos, partidos de fútbol y competencias de piques de carros, eran solo algunos de los eventos organizados por la Alcaldía para distraer a la ciudadanía el día de las votaciones.

Mary Luz Núñez, esposa del alcalde Darío Echeverry,  entregó mercados en los barrios más pobres a cambio de que la gente votara “No” en la revocatoria.

Los funcionarios de la Alcaldía que apoyaron la revocatoria fueron despedidos. Una persona que aparecía bailando un jingle que apoyaba la revocatoria fue sacada de su trabajo sin justificación alguna.

El operativo criminal fue tan grande que la sala de interceptaciones de la Fiscalía estaba colapsada por el gran número de llamadas que se hicieron con el objetivo de tumbar el proceso de revocatoria.