Escuche ahora

La W

Con Vicky Dávila


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Desarticulan en Tunja organización de tráfico que integraba reclusos de El Barne

Según las autoridades el origen de este grupo delincuencial se empezó a configurar a finales de 2017, donde su actual cabecilla fue identificado como Albert Hernández alias Albert.

Desarticulan en Tunja organización de tráfico que integraban reclusos de El Barne. Foto: La Wcon Julio Sánchez Cristo

En una operación conjunta entre la Fiscalía y la Policía Metropolitana de Tunja en las últimas horas fueron capturados 16 personas, entre ellas cuatro menores de edad, de una peligrosa organización de tráfico de estupefacientes que además tenían dos integrantes que se encuentran recluidos en la cárcel de El Barne.  

Según las autoridades el origen de este grupo delincuencial se empezó a configurar a finales de 2017, donde su actual cabecilla fue identificado como Albert Hernández alias “Albert”. 

“Engrosando progresivamente el número de sus integrantes reclutando otros reincidentes en el delito, al punto de llegar a la instrumentalización de menores de edad dentro de esta dinámica ilícita”, dijo el comandante de la Policía Metropolitana de Tunja, coronel Carlos Fernando Triana.

También se precisó la estructura particularmente poseía diversos vínculos familiares y sentimentales entre varios de  sus integrantes, que les habría permitido organizarse tanto en funciones específicas, como en el diseño de los mecanismos de obtención de clientes. 

Lo más grave del modus operandi de esta organización criminal era las estrategias para promocionar, inducir y fomentar el consumo de drogas en instituciones educativas. 

Precisamente los sectores más afectados son del centro histórico de Tunja y los  barrios El  Bosque, Patriotas, La Fuente, El Carmen, Bello Horizonte, Mirador Escandinavo, El Paraíso, Ricaurte, Aquimin, El Triunfo, El Libertador, inmediaciones del actual Terminal de Transportes. 

Las sustancias además se almacenaban en viviendas para el almacenamiento y adecuación de las dosis personales y comercializaban las sustancias a través de la modalidad de domicilio, coordinando estas  actividades esencialmente a través de llamadas telefónicas y comunicaciones por redes sociales. 

La Fiscalía señaló que los capturados se les imputaron los delitos de fabricación, porte y tráfico de estupefacientes, además de concierto para delinquir.