Escuche ahora

Boogie Nights

Programación W


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Soldado profesional sería responsable de muerte de funcionaria de Corpoboyacá

En abril de 2017 fue hallada sin vida Heidy Johana Ramírez en su apartamento (un aparente suicidio), sin embargo la Fiscalía desvirtuó esa versión.

García Rueda se encuentra recluido en la URI de Tunja y se le imputaron los delitos de feminicidio agravado y hurto.. Foto: Colprensa

En las últimas horas las autoridades dieron captura en Sogamoso al soldado profesional Herminson García Rueda por estar implicado en la muerte de la funcionaria de la Corporación Autónoma Regional de Boyacá, Heidy Johana Ramírez quien en abril de 2017 fue hallada en su apartamento suspendida a una cuerda.  

La investigación de la Fiscalía General la Nación inició, por unos hechos el 10 de abril del año 2017 cuando se reporta la desaparición de Heidy Johana Ramírez y el 11 de abril es hallado el cuerpo sin vida en suspensión o atado a una cuerda que estaba amarrada a una viga dentro de su apartamento, lo que hizo pensar a las autoridades de que se trataba de un suicidio.

Sin embargo, con el paso de los días, y apenas la investigación es radicada en la Fiscalía 11 seccional de Tunja se ordena actividades de policía judicial en donde se estableció varias anomalías en la escena del crimen.

“La primera evidencia tiene que ver con la desaparición de un televisor que Heidy hacía poco tiempo había comprado, su teléfono celular, un edredón y la suma de $600.000 que había extraído de su cuenta bancaria”, cuenta el ente acusador.

El ente acusador, logró establecer que Heidy Johana tenía una relación con un soldado profesional. Así mismo en un computador de la víctima se evidenciaron varias fotografías donde aparece el uniformado y es así como se logra establecer quién era la persona.

Con dicha información la Fiscalía acude al comando de personal del Ejército en Bogotá para que identificaran al uniformado, quien resultó ser el soldado profesional Herminson García Rueda que estaba asignado al Batallón Bolívar.

Así mismo, la Fiscalía hizo otras actividades investigativas como la búsqueda selectiva en base de datos a fin de establecer si el celular, que pertenecía a la víctima, había tenido alguna actividad.

En efecto, según la Fiscalía, el teléfono desaparecido de la escena del crimen había generado una actividad por espacio de año y medio (hasta octubre de 2018).           

“Cuando el comando de personal nos envía el folio de vida de Herminson García Rueda, ahí aparece un número de abonado telefónico celular que él da a sus superiores para que lo ubiquen, y da la casualidad que efectivamente ese número de celular está en el aparato de la víctima”, explicó la Fiscalía en la audiencia de imputación.

Además el Ejército suministró información que García Rueda se encontraba de descanso para el día de los hechos. “O sea que tenía todo. La capacidad de estar en el lugar de los hechos y por eso se llega a esta audiencia”.

Por solicitud del ente judicial el Ejército designó un perito quien determinó que los nudos que tenía la cuerda en la cual se halló suspendida a la víctima hacían parte de la instrucción militar que recibían los oficiales, suboficiales y soldados.

Este nudo moreno estaba elaborado en una perfección elevada del 80 por ciento. Además teníamos el recuento que Heidy no hubiera podido hacer esos nudos, porque ella no tenía la capacidad para hacerlo. Por eso el suicidio se convierte en homicidio, pero por la condición de ser mujer, tener una relación sentimental, la violencia que se ejerció sobre el cuerpo de ella se convierte en feminicidio”, explicó la Fiscalía.

Por su parte el Ministerio Público pidió a la juez segunda de control de garantías de Tunja, que se le imputará el delito de hurto por el robo del celular, el televisor y el dinero de la víctima.