Escuche ahora

La W

Con Vicky Dávila


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

¿Están las emociones relacionadas con las enfermedades físicas?

La programación neurolingüística enseña a controlar los estados emocionales para evitar transtornos.

Dolor de cabeza- Referencia. Foto: Getty Images

En la actualidad existe la teoría de que muchos de los padecimientos físicos que tienen las personas están relacionados con los sentimientos o emociones que sienten. Por ejemplo, el dolor agudo producido por la fibromalgia podría tener un origen emocional, según lo encontró un estudio de la Universidad de Granada y la Universidad Politécnica de Valencia.

Y es que independientemente de las enfermedades es importante aprender a controlar las emociones para mejorar la calidad de vida. De acuerdo con Liliana Zambrano, psicóloga máster en programación neurolingüística. las emociones se relacionan con lo físico desde las hormonas: “por ejemplo si tenemos mucho cortisol o mucha adrenalina ese aumento de frecuencia cardiaca está asociado al hecho de tener. Ese se puede convertir en una emoción y eso conlleva a estados físicos”.

De esta manera la experta aclara “ entonces si tiene mucho cortisol endógeno, ese cortisol puede producir daños neurológicos severos, apoptosis, daño de regiones del hipocampo, pérdida de memoria, concentración, atención o puede producir cambios en la hormona TSH y producir problemas de tiroides o producir cambios en las células del sistema inmune y así en muchas partes del cuerpo”

Sobre las enfermedades que más asocian a las emociones son las enfermedades cardio cerebro vasculares, enfermedades renales, enfermedades metabólicas como la diabetes, los problemas de tiroides. Así mismo, la tendencia a accidentarse o a meterse en problemas puede causar que el sistema nervioso empiece también a afectarse, lo que generaría enfermedades neurológicas, algunas a corto plazo como: trastorno de concentración, memoria y atención y otras a largo plazo como alzhéimer y parkinson.

Finalmente la experta asegura que  la programación neurolingüística ayuda a “corregir los circuitos que se estaban produciendo con frecuencia, es decir como se usan los mismos grupos neuronales y esos activan los mismos estados, las mismas emociones, los mismos sentimientos y las mismas respuestas fisiológicas que llevan a una enfermedad, se trata de romper esa ‘costumbre’”.