Escuche ahora

Deportes W

Con Andrés Torres


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Condenan a "pastor" acusado de hostigar a líder de homosexuales en Chile

La Justicia chilena condenó al predicador Carlos Javier Soto, denunciado por injurias, calumnias y acoso al líder del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh), Rolando Jiménez, a 300 días de prisión que podrá cumplir con libertad vigilada y le prohibió ejercer cargos públicos.

Santiago de Chile, 27 nov (EFE).- La Justicia chilena condenó al predicador Carlos Javier Soto, denunciado por injurias, calumnias y acoso al líder del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh), Rolando Jiménez, a 300 días de prisión que podrá cumplir con libertad vigilada y le prohibió ejercer cargos públicos.

Según el fallo dictado por el Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago y dado a conocer hoy, el autodenominado "pastor" tendrá que pagar una multa de 44.776 pesos (62 dólares) y será suspendido de cargos u oficios públicos mientras dure su condena de 300 días.

En la sentencia de 26 páginas, el juez explica que las ofensas se basan en la "aversión" de Soto a la orientación sexual de Jiménez, lo cual se denomina "delito de odio", algo distinto a la libertad de expresión, cuyo límite es "la dignidad de las personas", apunta el texto.

Asimismo, la sentencia precisó que Soto "carece de legitimidad para atribuirse el ejercicio y representación de culto evangélico".

Por otro lado, puntualizó que Soto y sus seguidores, en vez de dedicar sus esfuerzos a la evangelización, se dedican a "efectuar funas" (hostigamiento).

Una vez conocida la sentencia, Soto increpó al juez y a los activistas de la diversidad sexual que acompañaban a Jiménez y, con la Biblia en la mano, salió vociferando hacia el patio del Centro de Justicia.

Soto es el líder de una organización denominada Iglesia Misionera Pentecostés Ríos de Agua Viva, con sede en Viña del Mar, a pesar de que la Mesa Ampliada de Iglesias Evangélicas no ha reconocido nunca su calidad de pastor y ha reprochado sus actuaciones públicas. EFE