Escuche ahora

Salsa con Estilo

Con Sebastián García


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Piden desaforar al presidente de Guatemala por financiación electoral ilícita

La Fiscalía pidió hoy retirar el fuero al presidente de Guatemala, Jimmy Morales, para que pueda ser investigado por un presunto delito de financiación electoral ilícita durante la campaña que lo llevó al poder en 2015.

(Actualiza con más información)

Guatemala, 25 ago (EFE).- La Fiscalía pidió hoy retirar el fuero al presidente de Guatemala, Jimmy Morales, para que pueda ser investigado por un presunto delito de financiación electoral ilícita durante la campaña que lo llevó al poder en 2015.

"Se ha formado un expediente acerca de la posible comisión de hechos que podrían dar a lugar a formación de causa" por la "actuación" de Morales "como secretario general del partido" FCN, dijo el jefe de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala, Iván Velásquez, en una rueda de prensa con la fiscal general, Thelma Aldana.

Morales, en su calidad de secretario y representante legal del partido durante 2015 y hasta el 9 de enero de 2016, "impidió al Tribunal Supremo Electoral y a la ciudadanía que se conociera la identidad de los financistas que contribuyeron a su campaña", lo que puede constituir un delito de financimiento anónimo, porque no presentó los informes correspondientes, explicó Velásquez.

El titular de la CICIG dijo que en esta investigación preliminar no se ha "violentado" el derecho a antejuicio del que goza el mandatario por su puesto.

Añadió que los primeros indicios advierten que el partido de Gobierno, Frente de Convergencia Nacional (FCN-Nación), "pudo haber recibido contribuciones anónimas y no registrarlas".

Reiteró que correspondía al secretario general "la entrega oportuna de los informes y soportes contables establecidos para transparentar el proceso electoral y permitir el conocimiento público sobre el origen, cuantía y destino" de los fondos.

El 9 de enero de 2016 el Comité Ejecutivo Nacional del FCN-Nación conoció la renuncia de Jimmy Morales como secretario general del partido, al argumentar que el 14 de enero de ese año asumiría la Presidencia.

Su lugar lo asumió Edgar Ovalle, quien intentó aclarar todas esas dudas sobre el tema de financiación este año, pero ahora está prófugo de la Justicia por un supuesto caso de desapariciones forzadas durante el conflicto armado interno (1960-1996) guatemalteco.

El partido oficial de Morales, quien este viernes está en Nueva York, tenía la obligación de presentar informes, estados bancarios y anexos que reflejaran los ingresos y egresos durante la campaña electoral, identificando las transacciones y el origen de los fondos.

La fiscal general recordó este viernes que el Tribunal Supremo Electoral (TSE) buscó auditar a la formación pero los órganos del partido "incumplieron con sus obligaciones de rendición de cuentas", "impidiendo de esta manera la fiscalización de sus actividades de campaña".

Entre las irregularidades detectadas hay datos "erróneos", no se identifican a los financistas, los informes están incompletos, otros se "ocultaron" y siempre hubo "negativa de facilitar revisión de soportes contables", dijo Aldana.

La contadora del partido, Ana Gloria Josefina Pérez, dijo a la Fiscalía que los meses que no presentó informes era porque el partido no le entregaba "las declaraciones" ni la información necesaria.

Es así como las autoridades investigan varias "transacciones sospechosas" además de 7,6 millones de quetzales, unos 1,1 millón de dólares, "como mínimo" no registrados, correspondientes a depósitos bancarios o pago de gastos de fuentes de financiamiento "no identificadas".

Según la ley guatemalteca, el delito en el que se podría haber incurrido es "financiamiento anónimo", recogido en el artículo 407 del Código Penal. EFE

pp/gf/dmt