Escuche ahora

W Fin de Semana

Con Juan Pablo Calvás


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Condenados cabecillas de banda delictiva que hurtaba a taxistas en Bogotá

El juez 14 penal del circuito de Bogotá condenó a 5 años de prisión a los cabecillas de una organización criminal dedicada al hurto a taxistas.

Condenados cabecillas de banda delictiva que hurtaba a taxistas en Bogotá. Foto: Getty Images

Por solicitud de la Fiscalía General de la Nación, el juez 14 penal del circuito de Bogotá con función de conocimiento condenó a 5 años de prisión, a los cabecillas de una organización criminal dedicada al hurto del dinero producido por los conductores de taxis.

De acuerdo con la delegada adscrita a la Dirección Seccional de Fiscalías de Bogotá, la banda delinquía en diferentes sectores de la capital y las víctimas eran llevadas a los barrios periféricos de la ciudad para despojarlas del dinero.

Los afectados con la decisión judicial son Sandra Patricia Tovar Mejía de 43 años de edad, Héctor Arturo Guerrero de 38 y Didier Humberto Ramírez López de 33, quienes fueron sentenciados por los delitos de fabricación, tráfico, porte o tenencia de armas de fuego, accesorios, partes o municiones y hurto calificado y agravado.

Estas personas tomaban el servicio en horas de la madrugada y en los parajes solitarios con armas de fuego hurtaban el producido a los conductores con amenazas de muerte, aseguró la fiscal en los alegatos de conclusión.

“Cada uno de los procesados —aseguró la delegada de la Fiscalía— tiene en su hoja de vida personal más de tres condenas por hurto calificado, son reincidentes y deben ser recluidos en un centro carcelario, porque su libertad es un riesgo para los ciudadanos”.

A su turno, la defensa de Sandra Patricia invocó la condición de madre cabeza de familia, al certificar el nacimiento de un niño de actualmente 4 años de edad, otro de 9 y el más grande de 16 años de edad. No obstante, el juez negó tal petición al advertir que la mujer cabecilla de la organización ha estado en varias ocasiones privada de la libertad en un centro carcelario por hechos similares y sin embargo ha sido su familia la que ha estado a cargo de los menores de edad.