Escuche ahora

Hora 22

Con Eduardo Peña


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Gobierno incumplió acuerdos: Indígenas del Cauca

Feliciano Valencia, representante de las comunidades en el norte del Departamento, aseguró que se mantendrán en protesta hasta que el Gobierno Nacional cumpla lo que se pactó.

El líder de la Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca, Feliciano Valencia, denunció que las comunidades han sido atacadas con armas de fuego durante las protestas que se adelantan en la región y con las que buscan reclamar tierras que denominan ancestrales.

Aseguró que desde la Minga Social del año 2013 se estableció una ruta en el tema de tierras, “las otras exigencias que están planteadas tienen que ver con saneamiento, constitución y legalización de territorios ancestrales”.

El dirigente dijo que el Gobierno ha incumplido los acuerdos y han puesto plazos durante más de dos años, sin que les den soluciones de fondo hasta el momento, por lo cual las comunidades del norte decidieron levantarse para aclarar la situación.

Cabe resaltar que el ministro de Agricultura, Aurelio Iragorri, se reunió recientemente con las comunidades, que exigieron 20 mil hectáreas de tierra. El ministro dijo que tal solicitud es imposible de cumplir porque no existe esa cantidad de terrenos para los nativos.

Las jornadas de protesta que se han realizado esta semana dejan hasta el momento 25 personas heridas entre policías e indígenas, que se enfrentan entre la vía que une a los municipios de Corinto y Miranda y en el sector de La Agustina, Santander de Quilichao, en la vía Panamericana.

Las comunidades denunciaron uso excesivo de la fuerza por parte de la Policía e incluso, aseguraron que han sido atacados con disparos de las armas de dotación de los uniformados.

Gobierno responde


Ante esto, el ministro del Interior Juan Fernando Cristo, dijo que se han agotado las vías del diálogo con este grupo “minoritario” y rechazó las vías de hecho adoptadas por las comunidades.

Además, recordó que el Gobierno expidió dos decretos que los indígenas de Colombia esperaban desde 1991, que garantizan el manejo autónomo de los recursos de salud y educación, así como la protección a las tierras ancestrales.

Agregó que se evalúan con los comandantes de policía de la región, las circunstancias que han rodeado los enfrentamientos para aclarar lo sucedido.