Escuche ahora

La W

con Julio Sánchez Cristo


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Perú firma convenio para preservación de zona arqueológica de Chankillo

El ministerio de Cultura de Perú, la municipalidad provincial de Casma y World Monuments Fund Perú (WMF-Perú) firmaron hoy un convenio de cooperación para garantizar la preservación de la Zona Arqueológica Monumental de Chankillo para su postulación a la Lista del Patrimonio Mundial de la Unesco.

Lima, 15 oct (EFE).- El ministerio de Cultura de Perú, la municipalidad provincial de Casma y World Monuments Fund Perú (WMF-Perú) firmaron hoy un convenio de cooperación para garantizar la preservación de la Zona Arqueológica Monumental de Chankillo para su postulación a la Lista del Patrimonio Mundial de la Unesco.

La zona arqueológica de Chankillo, ubicada en la región Áncash, tiene el observatorio astronómico más antiguo y mejor conservado de América y fue declarado Patrimonio Cultural de la Nación en 2008, informó el Ministerio peruano.

Está formada por 13 torres levantadas en línea, de norte a sur sobre la cima del monte Chankillo, que indicaban con precisión el desplazamiento anual del sol, así como los solsticios y los equinoccios.

Además, contiene dos puntos artificiales de observación separados por 200 metros con una especie de fortaleza rodeada por tres anillos concéntricos.

Chankillo fue levantado hace 2.300 años por civilizaciones preincaicas y, según los científicos, forman parte de un centro ceremonial de la cuenca del río Casma-Sechín, precisó el ministerio de Cultura.

El convenio firmado por la ministra de Cultura, Diana Alvarez-Calderón; y el alcalde provincial de Casma, Jhosept Amado Pérez Mimbela, con representantes de WMF Perú busca elaborar un plan de manejo para la conservación y el Expediente de Nominación de Chankillo a la Lista del Patrimonio Mundial de la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Chankillo fue incluida en el Programa "World Monuments Watch" de WMF en 2010 y, desde esa fecha, WMF viene impulsando un programa de conservación en alianza con el Instituto de Investigación Arqueológica (IDARQ), que incluyó excavaciones, levantamiento topográfico, escaneo láser, análisis de laboratorio y estudio detallado de las condiciones de conservación. EFE