Escuche ahora

La Hora del Regreso

con Carlos Montoya


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Las revelaciones de "al final de una guerra", el libro de Humberto De la Calle

Humberto De la Calle habló de su testimonio como jefe negociador del gobierno colombiano en La Habana.

Humberto De la Calle. Foto:

A propósito del lanzamiento de su nuevo libro “Revelaciones al final de una guerra” Humberto De la Calle habló sobre su experiencia como negociador de los acuerdos de paz del Gobierno con las Farc y lo que se encontrará dentro de su nueva producción editorial.

Inicialmente, explicó que “siendo jefe de la delegación cualquier cosa que uno dice, las Farc lo entendían como un compromiso y viceversa, era caminar en el filo de la navaja, muy difícil”.

Narró lo complicado que fue coordinar a todos los funcionarios en pro de lograr unos buenos acuerdos “hubo un momento en el que María Ángela Holguín habló con las Farc y yo no sabía. Hice una reunión muy tensa con ella pero le dije que teníamos que coordinarnos y se molestó mucho. Después de eso fui y le presenté mi renuncia al presidente, pero él no la aceptó”.

También, de la Calle habló de Juan Carlos Pinzón y cuando era ministro de Defensa: “Hubo una declaración de Pinzón donde ponía en entredicho el acuerdo, y el presidente decidió cambiar de ministro de Defensa, luego llegó Villegas hizo una tarea estupenda, le cambió el mensaje sin darle todo a las Farc”.

De igual forma, el ex candidato presidencial destacó el trabajo del ex presidente Juan Manuel Santos, “él abrió las relaciones internacionales” y explicó por qué Santos le dio ese trato al relacionamiento con Venezuela, “si el país vecino no presiona a las Farc y les dice que es el momento, nunca hubiera habido mesa, tenemos que entender al presidente Santos, porque sin ellos mediando no hubiéramos hecho el acuerdo”.

Narró la historia de las guayaberas que usaban en las negociaciones y contó la anécdota de un animal al que bautizaron como importante política, “había una oca en Cuba, este animal perseguía a la delegación nuestra, a todo el mundo, no entendemos por qué esa gansa era tan brava y le pusimos Mafe en honor a María Fernanda Cabal”.

Lea también: Qué opina De la Calle sobre carta de presos del conflicto armado para colaborar con la JEP

Además, mencionó su relación con Sergio Jaramillo “él es una persona muy importante, Colombia le debe mucho,  nunca tuvimos diferencia reales y estratégicas, no solo era hablar con las Farc, sino también entre nosotros mismos” y agregó que “con Enrique Santos tampoco tuvimos diferencias”.

De otro lado, habló de lo que significó la vicepresidencia de Germán Vargas Lleras para el proceso de paz, “Nosotros no queríamos que Vargas fuera la fórmula presidencial de Santos, no nos convenía en función de sus antecedentes pero Vargas nos dijo que no iba a interferir en el proceso, y cumplió hasta el final”.

Además señaló que “nunca hablamos de ese tema. Él se quedó metido en sus temas infraestructura y no se metió en el proceso”.

Adicional a eso, habló de sus compañeros de Delegación y del general Mora dijo que  “nunca pidió impunidad para los militares, el pedía una política equilibrada, habían diferencias de criterio, pero era un hombre franco y no buscaba ventajas”.

Por otra parte, narró el momento en el que supo del infarto de Rodrigo Londoño. “Varios médicos me notificaron que Timochenko estuvo muerto alrededor de cuatro horas, lo lograron congelar y sobrevivió a unas circunstancias muy graves” y contó que este episodio no le afectó mucho al ex guerrillero porque “después de eso el volvió a fumar y tomar Whiskey, ese hombre tienes más de siete vidas” puntualizó.

Finalmente, explicó que este nuevo libro es una mezcla entre un análisis táctico y técnico y la pimienta de las historias que vivió a lo largo de su paso por la delegación de paz de las Farc.