Escuche ahora

Boogie Nights

Programación W


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Residentes en barrios de Bogotá están inconformes por propuesta del POT 2019

Beatriz Arango expresó que hay una asociación bastante grande que está preocupada por reglamentación que permite la venta y consumo de alcohol cerca de zonas residenciales.

Pedimos a la administración que todas las categorías de bares sigan siendo considerados de alto impacto: Beatriz Arango, representante de Asociación de vecinos . Foto: Getty Images

En diálogo con La W, la señora Beatriz Arango, representante del a Asociación de residentes del barrio Chicó en el Norte de Bogotá, expresó la preocupación generada en los habitantes de mencionado sector tras conocer la propuesta de modificación del POT en materia de permisos de funcionamiento y reglamentación de bares.

Según Arango, la nueva reglamentación del uso de la tierra, clasifica como establecimientos de bajo impacto a los bares ubicados en locales de menos de 80 metros cuadrados, permitiéndoles, según ella, funcionar en inmediaciones de las zonas residenciales.

Le puede interesar: Ciudadanos protestan por replanteamiento del POT en el centro cultural de Bogotá

Para Arango, “el tamaño del bar no es lo que genera el impacto”, y estima que dicha clasificación debería ser diferente al tratarse per sé de ser bares. “El impacto se da es al exterior de los bares”, afirmó la mujer.

 Según Arango, en inmediaciones de las zonas residenciales solo debería otorgarse permiso de funcionamiento a establecimientos comerciales de interés para dichas zonas, mencionando como ejemplo a las droguerías, papelerías, y tiendas de abarrotes. La mujer afirmó que permitir el funcionamiento de bares de pequeño tamaño en zonas residenciales generaría detrimento patrimonial en dichas propiedades.

A su vez, en la W también habló el señor Andrés Ortiz, secretario de planeación de Bogotá, quien confirmó que actualmente sí se trabaja en la actualización del POT, y que en el marco de dicha tarea han visitado varias UPZ.

Señaló que como resultado de mencionadas visitas se han hecho algunas modificaciones a la propuesta de cambio del POT llegando a establecer que los bares de 80 metros cuadrados no podrán estar con zona residenciales en la parte posterior o en frente”, estableciendo como requisitos adicionales que estos deberían entonces estar ubicados en sectores de uso múltiple, y en zonas aledañas a vías de uso masivo.

En cuanto a los bares de más de 250 metros cuadrados, estos estarían limitados a las 6 zonas de alto impacto.

Lea también: Ex director del Idrd explica porqué no se debe consumir alcohol en la plaza de toros 

El funcionario explicó que no se podría tomar como establecimientos de igual impacto a bares de menos de 80 metros cuadrados y los de mayores superficies en tanto estos últimos significan una serie de condiciones como asistencia masiva, presencia de otro tipo de servicios como alimentos, y transporte, al igual que los requisitos para abastecimiento y producción de basuras.

Ortiz también respondió a algunas quejas presentadas por vecinos del Museo Nacional quienes señalaron días atrás en La W que la zona se ha convertido en sector de rumba, escondido bajo el concepto de restaurantes, generando molestias a los vecinos que residen en el sector, y afirmando que esto ha traído otras consecuencias como la llegada del microtráfico.

Ortiz señaló que aún no se ha reunido con habitantes de mencionada zona, pero que está abierto a recibirlos para conocer sus quejas.