Escuche ahora

Boogie Nights

Programación W


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

¿Se justifica el paro de taxistas?

En Partida W del 9 de julio, el experto en movilidad, Julián Moreno, y el líder de los taxistas, Hugo Ospina, debatieron sobre el paro de taxistas del próximo 10 de julio.

Julián Moreno y Hugo Ospina. Foto: Partida WCon Juan Pablo Barrientos

En los últimos años se han sumado a la oferta de servicios de movilidad aplicaciones como Picap, Cabify, Beat, Didi e InDriver, y, al día de hoy, son cerca de 130.000 vehículos particulares prestando este servicio de transporte. El gremio asegura que las aplicaciones tienen a los taxistas en estado de vulnerabilidad, donde están perdiendo el 50% de ingresos.

Ante esta situación, este miércoles, 10 de julio, un sector de taxistas en varias ciudades del país anunció que realizarán un cese de actividades para protestar por el aumento de transporte ilegal.

El debate sobre la situación entre las Apps de movilidad y los taxistas llegó a los micrófonos de Partida W y fue discutido por el experto en movilidad, Julián Moreno, y el líder de los taxistas, Hugo Ospina.

Ospina dijo que el estado debe ser claro en la forma en la que se va a prestar el servicio de transporte. Según él, los taxistas están dispuesto a adaptarse mientras haya una regulación clara y equitativa para todos los prestadores del servicio. Además, contó que se viene desarrollando una “persecución” contra ellos a través de comparendos que no tienen justificación. Explicó que el gremio no está en contra de la tecnología, pero sí de la falta de reglas de juego dentro del sector.

Por su parte, Moreno sostuvo que el paro no se justifica porque las aplicaciones están cumpliendo con una demanda que hoy los taxistas ya no pueden cumplir. También explicó que el auge de las plataformas se presenta porque los usuarios siempre priorizan el servicio y el gremio de los taxistas no prestan el servicio adecuado. Según él, las aplicaciones han logrado lo que ni el gremio, ni el estado ha podido y es dar garantía frente a los precios, la seguridad y la transparencia en la prestación del transporte.