Escuche ahora

Boogie Nights

Programación W


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Hablan descendientes de Pedro Pascasio Martínez, el niño héroe en la campaña libertadora

Pedro Pascasio Martínez Reyes, descendientes, dice que al niño héroe no se le cumplieron muchas promesas que se le hicieron por la captura del comandante de los realistas.

Los descendientes fueron condecorados tras el paso de la ruta libertadora por Belén y Cerinza Foto: La W

Del valle de Belén y Cerinza era oriundo Pedro Pascasio Martínez Rojas, el niño de tan solo 12 años de edad que se negó en la noche del 7 de agosto de 1819 a recibir una bolsa de monedas de José María Barreiro, enemigo de Simón Bolívar, quien se escondía bajo unas rocas en inmediaciones al río Teatinos.

“Después del triunfo, él fue la primera persona que logró la captura de José María Barreiro, pero dígame el comandante de los realistas y a pesar que le ofreció monedas de oro, no se dejó sobornar”, explicó Alberto Sabogal, caminante e historiador.  

El coronel Omar Zapata, comandante de la Primera Brigada del Ejército, dice que el entonces joven Pedro Pascasio se convirtió en el símbolo de la lealtad que debe prevalecer en las tropas. “Por eso nuestra escuela de soldados profesionales se llama Pedro Pascasio Martínez”.

En medio de la fiesta del Bicentenario, Pedro Antonio Rincón Rojas, cruza la plaza de Belén, muchos jóvenes no tienen idea de quién es. “Soy tataranieto de Pedro Pascasio Martínez Rojas”.

El señor Pedro Antonio viajó hasta el valle de Belén y Cerinza porque vive en Bogotá desde hace muchos años y no en buenas condiciones. “Estoy viejo, cansado, no tengo pensión, no tengo nada, estoy un poco mal, pero aquí estoy”.

El descendiente de Pascasio Martínez, que tiene 8 nietos y ya conoce tataranietos, le encanta la historia. “Como no me va a gustar si es lo más grande que nos pudo pasar y ser libres, porque gracias a ese muchacho, joven de agallas y de hígado, no se dejó sobornar supo saber darnos la libertad”.

Don Pedro Antonio piensa que la libertad de Colombia sería completa si hubiera entendimiento y comprensión, además sueña con una Colombia donde la juventud entienda que “la paz y la honradez es lo más grande que hay”.

Pedro Pascasio Martínez Reyes es otro descendiente del niño honrado y valeroso escudero de Bolívar, tiene 38 años de edad, padre de una niña de 5 años, amante de la filosofía y la historia dice que el Estado nunca le reconoció el valor a ese ser querido por el cual se siente honrado y orgulloso.  

“De agradecimiento por parte de la Patria del Estado nada, porque no cumplieron con su recompensa que le ofreció el propio general, su grado de sargento, incluso la pensión que disfrutó muy poco”, reflexiona Martínez Reyes.

Además de la gran historia de Pascasio Martínez el valle de Belén y Cerinza en medio de dos cordilleras fue ese rinconcito donde Bolívar se abasteció de alimentos frescos, caballos, calzado y ropa.

La ruta liberadora del Bicentenario luego de pasar por la tierra de Pedro Pascasio llega este 17 de julio a Santa Rosa de Viterbo donde Bolívar conoció uno de sus mejores compañeros, su caballo Palomo.