Escuche ahora

Amanecer W

con Wendy Lazcano y Jefferson Mejía


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Carteles mexicanos estarían tras asesinatos de líderes sociales, según revista mexicana

La revista Proceso señala que grupos disidentes proveen de cocaína a organizaciones como Los Zetas, el Cartel de Sinaloa y el Cartel de Jalisco.

Carteles mexicanos estarían tras asesinatos de líderes sociales, según revista mexicana Proceso. Foto: La W

La revista mexicana Proceso publicó un artículo donde señala que carteles mexicanos estarían detrás de los asesinatos de líderes sociales en Colombia.

Según el texto, los grupos disidentes que no se acogieron al proceso de paz continúan sus acciones ilícitas suministrando cocaína a carteles mexicanos. “Por ello no solo se oponen a la paz, sino que han asesinado al menos a 423 líderes sociales por apoyar el programa de sustitución de cultivos de coca”, apostilla la revista.

Los asesinatos a líderes sociales continúan en Colombia.  Se trata de campesinos, activistas, personas del común que luchan por los derechos humanos, la sustentabilidad ambiental en sus territorios y la implementación de los acuerdo de paz con las Farc.

(Lea también: Fiscalía reveló ante la JEP preocupante informe sobre situación de líderes sociales)

Según la Defensoría del Pueblo, el 2018 al menos 176 líderes sociales fueron asesinados en el país, y esta masacre, de acuerdo a la revista mexicana, tiene como responsables más visibles a “poderosas bandas criminales financiadas por carteles mexicanos de la droga”.

Proceso citó a la presidenta la Unión Patriótica Aída Avella, quien afirmó: “Aquí está en marcha un proceso de aniquilamiento de la dirigencia social en el que los cárteles mexicanos están jugando un papel como financiadores de las estructuras armadas que están asesinando dirigentes”.

La senadora también señaló a la revista mexicana que los asesinos de dirigentes sociales “hoy son los mismos que mataron la paz hace dos décadas”. Según dice, antes fueron los “paramilitares” y hoy “bandas criminales” como Clan de Golfo, Los Puntilleros, Los Caparrapos, Los Rastrojos, La Empresa y las Autodefensas Unidas del Pacífico (Aupac).

Según Proceso -la revista mexicana que publica la información-, los grupos antes mencionados tendrían en común algún tipo de relación con carteles mexicanos, de los cuales estarían recibiendo armas y financiamiento para cultivar la hoja de coca y producir cocaína.

La revista dice haber obtenido reportes de inteligencia policial que señalan al Clan del Golfo como el principal socio del Cartel de Sinaloa en Colombia. Además, menciona que las Bacrim trabajan con la organización de Ismael El Mayo Zambada, con Los Zetas o con el Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG).