Escuche ahora

La Hora del Regreso

con Carlos Montoya


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Familiares de víctimas del asbesto celebran la decisión del Congreso de prohibir su uso

Daniel Pineda, Guillermo Villamizar y Cecilia Riaño hablaron en La W sobre la lucha que tuvieron que atravesar para lograr la prohibición del uso de asbesto en el país.

Testimonio de Álvaro, víctima del asbesto.

Tras quince años y por lo menos ocho intentos se aprobó la prohibición, comercialización y  uso del asbesto en la Cámara de Representantes; hasta 2021 entrará en vigencia esta prohibición. El presidente Iván Duque tendrá la última palabra para prohibir definitivamente el uso de asbesto.

“Nosotros aceptamos que fuera en un periodo de 5 años, pero ese periodo se bajó debido a que las empresas dijeran ‘nosotros no usamos asbesto’”, comentó Daniel Pineda, esposo de Ana Cecilia Niño, quien murió por la exposición al asbesto.

Cecilia Riaño es esposa de Luis Alfonso Mayorga, quien falleció a causa del asbesto. “Celebramos mucho que finalmente en el país se haya prohibido el asbesto (…). Lástima no haya sido antes, porque se habrían evitado muchas muertes, por lo menos de ahora en adelante se tomará conciencia del peligro que representa este mineral”.

Cecilia aseguró que el dolor que sufren las víctimas del asbesto es un dolor indescriptible. “Hoy por esa razón celebramos, porque no queremos ver a ninguna otra persona afectada por el asbesto”.

Álvaro, un hombre que se encuentra internado en un hospital a causa de la enfermedad que le produjo el asbesto, envió un mensaje: “No sigan utilizando el asbesto, eso es un peligro para el ser humano”.

Guillermo Villamizar expresó sentirse muy contento por este paso tan importante que se dio en el Congreso. “He visto morir muchas personas por esta misma causa, conozco el dolor, el esfuerzo y sé que es una enfermedad muy dolorosa y que avanza muy rápido. Hay un granito de arena que es este mensaje de esperanza de prohibirlo y que no le pase a ninguna otra persona”.

Villamizar explicó que eventualmente todos estamos expuestos al asbesto, “cuando manipulamos las tejas o los productos que contienen asbesto, ahí es cuando hay peligro; podemos inhalar estas fibras”.