Escuche ahora

La W

con Julio Sánchez Cristo


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Hay una desconexión del gobierno Duque con el país, muy parecido a Chile: Félix de Bedout

Periodistas reaccionan a la forma como el presidente contestó a un comunicador que le preguntó por los polémicos bombardeos en Caquetá.

El presidente Iván Duque aseguró que su gobierno respaldará el proyecto del metro de Bogotá y confió en que las obras arranquen el próximo año.. Foto: Colprensa

En diálogo con Andrea Diaz, los periodistas Gustavo Gómez, Karla Arcila, Félix de Bedout, Marco Schwartz y Jesús Blanquicet analizaron la polémica despertada en el país tras la respuesta de Iván Duque a un reportero de El Heraldo que le indagó por su punto de vista sobre el bombardeo contra un campamento de disidencias de las Farc, donde resultaron muertos ocho niños que habían sido reclutados a la fuerza por dichos grupos ilegales.

Los periodistas se refirieron a la frase “¿de qué me hablas, viejo?”, pronunciada el pasado miércoles por el presidente Iván Duque Márquez, y la forma cómo reaccionó la seguridad del presidente, y algunos funcionarios, quienes intentaron que el material periodístico no saliera publicado.

Señalaron que, en general, el presidente Duque ha sido muy respetuoso con la prensa, y descartaron que exista un problema de comunicaciones al interior del gobierno nacional.

"Yo no creo que sea un problema de comunicaciones de Iván Duque, son buenas. En las comunicaciones se reflejan los problemas que tiene. (...) Duque atraviesa una crisis de gobernabilidad", señaló Gustavo Gómez, periodista de Caracol Radio.

A su vez, la periodista Karla Arcila, directora de la unidad investigativa de RCN, apuntó que "los periodistas no somos un comité de aplausos", señalando que muchas veces las preguntas de los comunicadores resultan ser incómodas para quienes ostentan el poder, explicando que esto no significa que los periodistas estén atacando a los políticos, sino que simplemente están cumpliendo su función.

Los periodistas, quienes coincidieron en la buena relación del presidente con la prensa, sí afirmaron que es preocupante el presunto intento de censura en contra del periodista de El Heraldo.

"Lo más grave es que al periodista lo cojan los escoltas, los policías y Abudinen y le pidan el material", afirmó el periodista Félix de Bedout, mientas que el reportero Jesús Blanquicet confesó: "sentí temor por la manera en que me abordaron", confirmando que la funcionaria llegó a indagarle por la posibilidad de que el material periodístico no saliera a la luz.

"No entiendo que estaba pasando por su mente", dijo Blanquicet sobre Abudinen, reconociendo que al final del evento ella se acercó a pedirle perdón por la manera en la que habrían actuado.

Por su parte, Marco Schwartz, director del periódico El Heraldo, medio al que pertenece el periodista que realizó la pregunta que incomodó al presidente, afirmó que se reunió con el mandatario para escuchar sus opiniones frente a lo ocurrido, negando que éste hubiera insinuado o solicitado que el periodista perdiera su cargo.

"Total respaldo del periódico al periodista": dijo el directivo del medio, quien aseveró que Blanquicet estaba haciendo su trabajo, y afirmando que por el otro lado tampoco tendría razones para no creer en la versión de Duque Márquez, quien habría explicado su respuesta:"¿de qué me hablas, viejo?", aduciendo que no entendió la pregunta.

Por su parte, Félix de Bedout afirmó que pese a las buenas relaciones del presidente Duque con la prensa, esto no puede servir de excusa o defensa para su actuaciones, afirmando a su vez que "hay una desconexión del gobierno con la realidad del país, tan parecida a Chile", afirmación que fue complementada por  Karla Arcila, quien sobre la realidad del país y del gobierno señaló que se ha hecho evidente "la inexperiencia de muchos ministros del gobierno".

Durante el programa,  Karla Arcila, también recordó el episodio de disgusto del expresidente Juan Manuel Santos con ella, durante una rueda de prensa en Oslo durante el Nobel, donde incluso llegó a señalarla de vocera del uribismo por una pregunta en la que se indagaba por sectores que señalaban que tras la adjudicación del premio había intereses económicos. 

La periodista señaló a su vez que pese a no tratarse de mermelada, era evidente que durante el gobierno del expresidente, los periodistas eran más cercanos al mandatario. 

Apartándose del tema puntual de las relaciones de periodistas con el presidente, de Bedout reflexionó sobre el papel que cumplen actualmente los medios de comunicación cuestionando el papel de los periodistas ante la información del bombardeo a disidencias de las Farc en agosto pasado, y afirmando que "es el colmo que Roy Barreras nos chivee en ese debate en el Congreso, ninguno de nosotros preguntó quiénes eran los muertos del bombardeo".