Escuche ahora

La W

con Julio Sánchez Cristo


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Se establecieron metas y costo que tendrá el primer ciclo de vacunación contra la aftosa

El primer ciclo de vacunación contra la fiebre aftosa empezó a realizarse bajo estrictos protocolos de bioseguridad para evitar la COVID-19.

Se establecieron metas y costo que tendrá el primer ciclo de vacunación contra la aftosa. Foto: Colprensa

El Instituto Colombia Agropecuario, ICA, expresó que las metas son: llegar a 700 000 predios ganaderos en todo el territorio nacional, mantener el 95 % de cobertura y aplicar más de 27 millones de vacunas en 45 días, en el primer ciclo de vacunación contra la fiebre aftosa, el cual inició el pasado 18 de mayo y que tiene como novedad la eliminación de papel y la aplicación de estrictos protocolos de bioseguridad con el fin de proteger la salud de ganaderos, vacunadores y de todas las personas que participan en el proceso.  

Este primer ciclo de 2020 tendrá un costo de más de 23.000 millones de pesos y contará con la participación de más de 6000 técnicos entre vacunadores, programadores y personal de logística, según explicaron el ministro de Agricultura y Desarrollo Rural, Rodolfo Zea Navarro; la gerente general de Instituto Colombiano Agropecuario, Deyanira Barrero León; y el presidente ejecutivo de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, José Félix Lafaurie.
 
En tal sentido, el jefe de la cartera agropecuaria, el ministro Zea, reiteró la voluntad del gobierno del presidente Iván Duque, de blindar el estatus sanitario de país libre de aftosa con vacunación, recientemente recuperado, expresando “el cual nos permitirá llegar con carne colombiana a diversos mercados internaciones, que, a su vez, beneficia a los más de 600 000 ganaderos del país”, el MinAgricultura reiteró que la salud de las personas es prioritaria, por lo cual se aplicarán medidas rigurosas de bioseguridad.

Le puede interesar:

 
Por su parte, el presidente ejecutivo de Fedegán sostuvo que “tenemos como propósito fundamental proteger la vida y la salud de los productores, el equipo técnico y mantener el estatus sanitario del hato ganadero colombiano. Por otra parte, con la eliminación del papel, queremos enviar un mensaje inequívoco a la comunidad de nuestro compromiso con la protección de la naturaleza”.

Toda esta normativa que ha sido socializada con los equipos técnicos del Instituto Colombiano Agropecuario, Fedegán y los proyectos locales, es el resultado del trabajo articulado entre estas entidades y el Ministerio de Agricultura y de Salud.

El protocolo de bioseguridad establecido para el personal de la campaña antiaftosa tiene como objetivo disminuir el riesgo de transmisión de virus de humano a humano durante el desarrollo de todas sus actividades.

El presidente de Fedegan, José Félix Lafaurie, en su pronunciamiento también reiteró que “ahora mismo la ganadería enfrenta un reto formidable de adelantar el programa de vacunación contra aftosa en medio de la pandemia, tarea que asumiremos con asesoría del Ministerio de Salud en protocolos de bioseguridad, en los cuales dan las directrices que se aplicarán durante este ciclo de vacunación”.

Algunas de esas medidas son: ningún integrante del equipo técnico realizará actividades si presenta síntomas de gripa, tos, fiebre, dificultad para respirar, deberá resguardarse en casa y abstenerse de ir a trabajar evitando contacto con personas a su alrededor; usar elementos de protección personal durante la visita a los predios (botas, overol desechable o delantal plástico, guantes protectores, gafas y tapabocas); lavarse las manos con agua y jabón cada dos horas; mantener el distanciamiento de mínimo dos metros; desarrollar actividades de limpieza y desinfección antes y después de ingresar al predio; evitar paradas en el traslado a los predios; lavar con agua y jabón o desinfectar los elementos utilizados; y lavar y desinfectar los vehículos de transporte, entre otros.