Escuche ahora

Vidas W

Con Equipo W


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Italia ha empezado a registrar una desaceleración en casos de COVID-19

Aun así es consciente de que, para que la tendencia se mantenga, el país no puede bajar la guardia.

Italia ha empezado a registrar una desaceleración en casos de COVID-19. Foto: Getty Images

"La curva ha empezado a descender" tras una semana de estabilización en una especie de "meseta", señaló el jefe del Instituto Superior de Salud, Silvio Brusaferro.

La pandemia del nuevo coronavirus ya ha matado a más de 16.000 personas en Italia. El domingo, con la cifra simbólica de 525 muertos en un día, el país vivió las 24 horas menos letales desde el 19 marzo. La víspera, se había anunciado también una bajada inédita en el número de ingresos en unidades de cuidados intensivos.

En general, "el número de personas hospitalizadas [...] disminuye", declaró complacido el jefe de protección civil, Angelo Borrelli. 

"La verdadera buena noticia es que hay menos presión en los hospitales más afectados de Lombardía", al norte, la región más afectada del país, dijo el sábado Massimo Galli, especialista en enfermedades infecciosas del hospital Sacco de Milán.

"No estamos seguros de haber salido de esto, pero tenemos menos presión", agregó.

Hace casi cuatro semanas que 60 millones de italianos están confinados, y solo pueden salir por razones muy concretas, como ir a comprar o al trabajo, si no pueden realizarlo desde casa, o por motivos de salud. 

Y también hace cuatro semanas que escuchan a las autoridades explicar medidas y previsiones que no auguran nada bueno: recesión del 6% si el país reanuda en mayo su actividad, según la patronal; pérdida del 40% en la facturación de bares y hoteles, según la asociación de contables; distribución de bonos alimentarios para los más necesitados...

Le puede interesar: España alcanza tercer día con descenso de muertes por COVID-19

Un libro de historia y no de economía 

Este panorama llevó al primer ministro italiano, Giuseppe Conte, a recordar a los europeos que debían "escribir un libro de historia" y no "un manual de economía". 

Hay que adoptar "un plan de reconstrucción y de reinversiones", declaró en una entrevista este domingo con la cadena NBC, defendiendo los "coronabonos", una mutualización de la deuda que Alemania y Holanda, entre otros, rechazan de plano.

Si la tendencia se confirma, habría que "reflexionar sobre la fase 2", explicó Silvio Brusaferro. En el plan diseñado por las autoridades, esta equivale a una reanudación progresiva de la actividad productiva en "coexistencia" con el coronavirus.

Pero esa fase no comportaría una vuelta a la normalidad. "Es importante mantener las medidas que hacen bajar la curva", advirtió Brusaferro.

La tónica general de las autoridades es no bajar la guardia.

Según el Ministerio de Interior, el sábado se impusieron 9.300 multas por incumplimiento del confinamiento, la cifra más alta en diez días. En tanto, la policía prepara un despliegue especial de cara a las vacaciones de Pascua, para detectar a quien pretenda desplazarse a su segunda residencia.

"El riesgo de que todo vuelva a empezar es real", avisó Giulio Gallera, responsable de salud de la región de Lombardía.

Desde el domingo, los ciudadanos de esa zona deben cubrirse las vías respiratorias con una mascarilla, una bufanda o un pañuelo para salir a la calle. 

Puede leer: Niño con enfermedad pulmonar incurable logró vencer al coronavirus