Escuche ahora

Julio Sánchez Cristo DJ

Julio Sánchez Cristo


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

"Apropiarse de Garzón para que su obra, como Shakespeare 400 años después, siga vigente"

Reviva a Heriberto de la Calle, Dioselina, Néstor Elí, Godofredo, John Lenin, en la voz de su amigo, el periodista Eduardo Arias.

Extraño la generosidad de Jaime Garzón, de eso se habla poco. Era muy generoso con operarios y camarógrafos, muy respetuoso. Tenía fama de pataletoso, pero siempre lo hacía con personas a su altura: E. Foto: W Radio

Inicialmente, Arias manifestó que aunque casi no se habla de la generosidad de Garzón, es una de las cosas que más extraña “era muy generoso con operarios y camarógrafos, muy respetuoso”.

El periodista recordó cuando el personal del programa Zoociedad iba a asistir a los Premios India Catalina y que tres de las personas no asistirían por orden de la programadora “a Jaime le pareció injusto que tres personas del personal técnico no fueran y él les apagó de su bolsillo sus pasajes”.

“Esa generosidad es un aspecto que me gusta mucho resaltar de él”, recalcó.

Por otra parte, se refirió a Heriberto de la Calle, uno de los personajes más famosos de Garzón, donde contó que “a Heriberto de la Calle lo construyeron con Antonio Morales en un proyecto muy efímero que se llamaba Lechuza” y reveló que los primeros ensayos fueron con un taxista, pero luego lo convirtieron en embolador.

“Heriberto fue el personaje que conectó a Jaime con los ciudadanos (...) pasó de la realidad a la ficción con este personaje”, aseveró.

De otra forma, Arias opinó sobre si Garzón podría tener un reemplazo en poco tiempo “él es irrepetible. No porque sea más genial, sino porque con él hicieron convergencia muchos factores, era una persona muy informada, muy inquieta con el conocimiento, tenía unas ganas enormes de ser pedagogo” y agregó que él “era muy educado, todo el tiempo quería enseñar”.

También afirmó que Garzón siempre había querido ser político, pero que el periodismo fue su primer camino y mencionó que siempre quería la reconciliación de los colombianos “cuando él decía que quería ser presidente, él tenía ese proyecto político”.

Asimismo comentó que no tenía conocimiento si Garzón era consciente del peligro que corría y recordó la última vez que lo vio en vida “él estaba saliendo de Radionet (...) María Jimena le dijo que estaba hablando de cosas muy peligrosas”, de igual manera contó que algunas personas decían que faltando 4 o 5 meses antes de su muerte, él ya estaba preocupado porque sentía que las amenazas eran en serio.

Además recordó a Néstor Elí, otro de los personajes de Garzón “fue uno de los grandes aportes del equipo creativo de Quac. El concepto del edificio Colombia es una de las genialidades sobre cómo interpretar el país”.

De igual forma, reveló que Godofredo Cínico Caspa era basado en el padre de una exnovia suya y dijo que para el personaje de María Leona Santodomingo fue fundamental el apoyo de Diego León Hoyos.

En referencia a Quac, Arias dijo que aunque fuera semanal, este parecía un medio de comunicación diario y que el programa del domingo casi siempre era una novedad para él ya que los temas cambian constantemente.

En relación con su carrera profesional, dijo que Garzón siempre tenía una crítica para todos los periodistas y recalcó la particular forma en la que lo hacía.

Finalmente destacó que actualmente existan muchas personas jóvenes que pese a que no conocieron en vida a Garzón saben mucho de él “afortunadamente los jóvenes ya son activos digitales y pueden buscar a Jaime Garzón en internet”

“Me parece interesante que sin haber conocido a Jaime los jóvenes opinen de él”, puntualizó.