Escuche ahora

Salsa con Estilo

Con Sebastián García y Adriana Bustos


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Preocupación por delimitación del páramo de Pisba en Boyacá

Fenalcarbón y población de Pisba denunciaron que el MinAmbiente no está cumpliendo con los requisitos para hacer la delimitación del páramo de Pisba.

Preocupación por delimitación del páramo de Pisba en Boyacá. Foto: Colprensa

La comunidad de Pisba, conformada en su mayoría por campesinos dedicados a la agricultura, ganadería y minería principalmente, manifestó su preocupación por la manera en que el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible está llevando a cabo la delimitación del Páramo de Pisba.

De acuerdo con ellos, en el proceso de delimitación se han presentado diferentes incumplimientos por parte del Ministerio de Ambiente, denunciando que han sido excluidos de las notificaciones y convocatorias y añadiendo que el ministerio no ha presentado a la población paramuna la información sobre los planes de compensación y reubicación laboral, que deben ser fruto de la concertación democrática entre todos los sectores afectados con la delimitación.

“Estamos altamente preocupados pues dentro de los informes radicados por el Ministerio de Ambiente no se ha evidenciado información sobre la caracterización de los habitantes del Páramo de Pisba o sus actividades productivas ni el censo de los habitantes, tal como lo dispuso la Ley 1930 de 2018” afirmó Alfonso Saade Mejía, Director Ejecutivo de Fenalcarbón y vocero de los mineros que habitan el Páramo de Pisba.

“Este proceso no cuenta con verdaderos programas de reconversión y sustitución de actividades agropecuarias o mineras en el Páramo, donde el Ministerio está en la obligación de diseñar, financiar y ejecutar dichos programas. Además, respecto a los títulos mineros que existen en la zona, el Ministerio está desconociendo la existencia de los planes de trabajo minero, así como los planes de manejo ambiental, que han sido aprobados por las diferentes entidades y que pretenden realizar un adecuado y programado cierre, en el sentido de prevenir la ocurrencia de impactos negativos en el ambiente, la sociedad, la salud y la seguridad”, agregó Saade Mejía.

Asimismo, en documento enviado a la Procuraduría General, denunciaron cómo con asombro y desconcierto, el Ministerio se ha limitado a `copiar y pegar` información de otros procesos de delimitación, como es el caso de Santurbán, desconociendo por completo la realidad del territorio y sus comunidades.

Para Wilson Alberto Castillo Rojas, vocero de la comunidad campesina, “este no es un procedimiento aconsejable, pues al no garantizar la transición social el remedio sería peor que la enfermedad porque más de 2 millones de personas serían desplazadas, ocasionando un gran conflicto social”.

“Por varios años hemos sido encargados de cuidar y proteger este territorio. Solo pedimos un proceso de Mesa Nacional de Concertación, donde los habitantes de páramo estén representados en la formulación del proceso transitorio antes de la delimitación”, declaró Castillo Rojas.

Dentro la denuncia, tanto el gremio carbonero como la población manifestaron que la Procuraduría ha evidenciado que la población campesina está en desacuerdo frente a la manera como el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible está realizando el proceso.

Pidiendo de paso que la delimitación se realice bajo estudios rigurosos con el fin de dimensionar las reales afectaciones sobre los municipios implicados y encontrar alternativas que minimicen los impactos socio económico en una región que depende en gran parte de las actividades mineras y agropecuarias.

En el área de delimitación del Páramo existen 32 títulos mineros dedicados a la extracción subterránea de carbón metalúrgico y térmico, que cuentan con instrumento técnico y ambiental. Además, generan más de 2000 empleos directos y 9000 indirectos incluyendo la producción de coque.