Escuche ahora

W Fin de Semana

Con Juan Pablo Calvás


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

¿Colombia debe ser más permisiva o más restrictiva frente al porte de armas?

En Partida W, el libertario Julio César Mejía y el activista por la paz, Jairo Rivera, debatieron sobre qué tan permisiva debería ser Colombia respecto al porte de armas.

Julio César Mejía y Jairo Rivera. Foto: Partida WCon Juan Pablo Barrientos

Desde el año 2016, a través de un decreto presidencial de Juan Manuel Santos, se prohibió el porte de armas, incluso en los casos en los que se cuenta con salvoconducto para ello. Finalizando el año 2018, el presidente Iván Duque suspendió la expedición de permisos para el porte de armas con el fin de revisar los ya existentes con el objetivo de ponerlos a funcionar.

Según el decreto 2362 de 2018 se busca una flexibilización con el fin de brindar autonomía al Ministerio de Defensa para evaluar las solicitudes de los permisos especiales y otorgarlas según sus consideraciones.

La discusión sobre el libre porte de armas llegó a los micrófonos de Partida W y fue discutido por el libertario Julio César Mejía y el activista por la paz, Jairo Rivera,

Rivera dijo que Colombia tiene una historia en la cual los privados portadores de armas han provocado hechos de violencia desmedidos. Según él, en lo que va corrido del año se han cometido cerca de 70 asesinatos con armas legales. Justificó que no se puede soportar el porte de armas con la ineficiencia del estado para protegernos, siendo que esa premisa también concluiría que el estado tampoco tendría la capacidad para regular la tenencia de armas.

Por su parte, Mejía sostuvo que es evidente que la restricción al porte de armas ha fracasado, ya que para el Estado Colombiano es imposible controlar el negocio de las armas ilegales. También argumentó que el libre porte de armas es una extensión del derecho a la vida en la medida en que si no puedes proteger tu vida, entonces este derecho es inexistente. Finalmente, afirmó que negarles el derecho a los ciudadanos de que se protejan es hacerles el 50% del trabajo a los ladrones.