Regiones

Obras para la solución a la falta de agua potable en Santa Marta iniciarán en 2022

Con este proyecto se descarta traer el agua desde río Magdalena, o el suministro de agua en los afluentes Toribio y Córdoba, así como la adquisición de plantas desalinizadoras.

(Thot)

Con la construcción de una nueva planta en el sector rural ‘El Curval’, la ciudad tendrá una capacidad de captación de agua potable para suministrar 2.400 litros por segundo, tomando el líquido de los ríos Piedra, Guachaca y Don Diego que desciende de la Sierra Nevada.

Este proyecto que, junto a las mejoras en la presión en las actuales redes y el control de pérdidas, busca generar una solución definitiva a la crisis de desabastecimiento de agua en Santa Marta, uno de los problemas que más aqueja a toda la ciudad.

Este nuevo acueducto será construido con el concurso de Cenit Transporte y Logística de Hidrocarburos, filial del grupo Ecopetrol, que a través de un convenio aportará $16 mil millones de pesos para la contratación de estudios y diseños, mientras que la alcaldía distrital invertirá cerca de $361 millones y la gobernación $380 millones para ese proceso de consultoría.

“El problema de falta de agua tiene sus días contados. El sueño que los barrios de la ciudad cuenten con el suministro permanente del líquido empieza hoy a cumplirse. En 6 meses deben estar listos los diseños y la construcción se dará a inicios del 2022 para culminar a finales de 2023”, explicó Virna Johnson, mandataria local.

El proyecto está dividido en 3 etapas, la primera, proporcionará 400 litros por segundo captados del río Piedra; la segunda, sumará mil litros del río Guachaca; y una tercera, el aporte de mil litros adicionales del río Don Diego.

Estamos comprometidos con el desarrollo de iniciativas que generen bienestar para los samarios, más aún, cuando se trata de avanzar hacia esta solución, minimizando los impactos ambientales y mejorando la calidad de vida de los ciudadanos”, dijo Héctor Manosalva, presidente de Cenit.

No obstante, aunque los plazos para la entrega de la planta, la alcaldesa Johnson y el gobernador Caicedo, no contaron cómo se conseguirán los recursos para la realización de las fases, ni cuánto será la inversión final aproximadamente.

Junto a las intervenciones en ‘El Curval’, también fue proyectada la construcción del sistema de acueducto para los corregimientos de Taganga y Bonda.

Según los datos estadísticos, Santa Marta necesita 3 mil litros de agua por segundo para atender la demanda de todo el distrito.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen directo

W Radio
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Señales

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad