Regiones

Presidenta del Concejo de Cartagena despide a funcionarios tras encargo de contralor

El despido de cinco funcionarios del cabildo es visto como una retaliación de la liberal Gloria Estrada, tras el fin del encargo de un contralor aliado.

La elección de un contralor que no es del agrado de la presidenta del Concejo desató una tormenta en el cabildo. Cortesía

La elección de un contralor que no es del agrado de la presidenta del Concejo desató una tormenta en el cabildo. Cortesía

En el Concejo Distrital de Cartagena se han sentido los coletazos tras la elección de un nuevo contralor encargado, trámite al que la presidenta de esa corporación, la liberal Gloria Estrada, se opuso.

Estrada se opuso a esa elección, porque ella quería mantener a su aliado Rafael Castillo como contralor encargado. Sin embargo, el pasado 28 de julio la plenaria del Concejo aprobó remover a Castillo del encargo y tras una polémica jornada designó a Gustavo Núñez como nuevo contralor.

El 29 de julio, justo un día después de esa elección que no le gustó a Estrada, en su calidad de presidenta del cabildo removió a cinco funcionarios.

Fueron declarados insubsistentes Yesit Matoso Rodríguez, director administrativo del Concejo; Diana Sumoza, jefa de la Oficina Asesora Jurídica; Laura Caballero Romero, jefa de la Oficina Asesora de Control Disciplinario y Gudiela Pérez Ortega y Luis Miguel Torres Torres, quienes se venían desempeñando como asesores de Comisión.

Le puede interesar:

Las declaratorias de insubsistencia que se conocen ahora son vista como una retaliación de Estrada por dos razones: por la fecha en la que se dan y porque se trata de personas que habían llegado a esos cargos con el respaldo de concejales que se han apartado del grupo mayoritario que había armado el cabildante liberal.

“La de Control Disciplinaria era del concejal Bejarano, la Jurídica era de Sergio Mendoza, la Administrativa de Óscar Marín, y los asesores de comisión de Katia Mendoza y de Rodrigo Reyes”, le detallo a La W un integrante del cabildo al ser consultado sobre el respaldo de los funcionarios que fueron destituidos.

El nuevo contralor encargado de Cartagena (quien presentó renuncia al cargo a cuatro días de ser designado, al parecer por amenazas en su contra, fue elegido con el respaldo de los concejales Luder Ariza, David Caballero, Sergio Mendoza, Javier Bejarano, Rafael Meza, Wilson Toncel, Luis Cassini, Lewis Montero y Katya Mendoza.

“Solo dejó a Adriana Hernández, la esposa del contralor saliente Rafael Castillo, quien es asesora. La de Protocolo, que es cuota del concejal César Pión; la de Planeación que es de Claudia Arboleda; el de Informática, que es de Laurean Cury; y a la persona encargada de la parte financiera, porque le advirtió (a Estrada) que si la sacaba no giraba nada y paraba el Concejo”, contó otra fuente del cabildo que pidió no ser citada.

Estrada perdió el poder en el Concejo después de que una nueva coalición lograra las mayorías que ella había logrado tras su regreso a esa corporación, luego de haber pagado casa por cárcel en un escándalo que, según demostraron sus abogados, fue un montaje. Hoy la acompañan en sus decisiones los concejales: César Pión, Laureano Curi, Liliana Suárez y Carolina Lozano.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen directo

W Radio
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Señales

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad