Escuche ahora

La W

con Julio Sánchez Cristo


Síguenos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

El cara a cara entre Álvaro Uribe y uno de los testigos en su contra

Pablo Hernán Sierra, testigo contra el senador, aseguró que los jefes de las Autodefensas saben que fue referente político y dijo que les entregó el fusil y después se lo quitó.

Álvaro Uribe y Pablo Hernán Sierra. Foto: Colprensa

En diálogo en exclusiva con La W, el exparamilitar Pablo Hernán Sierra, llamado a declarar en el caso contra el expresidente Álvaro Uribe Vélez, insistió en la existencia del video de una reunión en Puerto Berrío, entre ganaderos y paramilitares, donde el hoy senador estuvo presente. Video que dará a conocer el 2 de octubre.

“Todos los jefes de las autodefensas saben que Álvaro Uribe fue nuestro referente político, él nos entregó el fusil y después nos lo quitó”, declaró Sierra. Además, precisó que dicha reunión se produjo entre 1998 y 1999, por lo que asegura que “el video dirá si el presidente tiene o no la razón”.

Le puede interesar: Alias Diana asegura que Carlos Enrique Vélez le pidió mentir en caso Uribe

Por su parte, el expresidente Álvaro Uribe se refirió al supuesto video que Sierra dijo que entregaría a la Corte y señaló que entre 1998 y 1999 estuvo estudiando en la Universidad de Oxford. Señaló que nunca tuvo reuniones privadas en Puerto Berrío y que “en la reunión nadie se identificó como paramilitar (…) yo acepté y llamé a dar la cara. Para mí es difícil enfrentar estos casos y los abogados tienen pruebas comprometedoras para estos falsos testigos”, precisó Uribe en La W.

Lea en La W: Las declaraciones más polémicas del exparamilitar Sierra en el cara a cara contra Uribe

El exmandatario también calificó como "invento del crimen", la versión de Sierra sobre la supuesta orden del exmandatario de asesinar a Vicente Castaño. El exmandatario también señaló desde 1983 no va a la Hacienda Guacharacas y negó que desde ahí, promovido por su familia, se hubiera creado el Bloque Metro de las Autodefensas.

"Cuando tomé la decisión de extraditar a los líderes paramilitares mi esposa me dijo: se van a vengar toda la vida".