• Actualizado 21 Ene 2022 23:52

Actualidad

Los soldados no me engañaron: la pulla del coronel (r) Borja a Álvaro Uribe

En su participación ante la Comisión de la Verdad, el excomandante de la Fuerza de Tarea de Sucre además señaló que con Mario Montoya se dispararon las ejecuciones.

Coronel retirado, Luis Fernando Borja Aristizábal / Comisión de la Verdad

Durante el reconocimiento de responsabilidades de integrantes del Ejército organizado por la Comisión de la Verdad sobre falsos positivos, varios de ellos realizaron varias confesiones y reconocieron su responsabilidad en ese fenómeno criminal.

Uno de ellos fue el coronel (r) Luis Fernando Borja Aristizábal, quien comandó la Fuerza de Tarea Conjunta del departamento de Sucre y fue condenado por decenas de ejecuciones extrajudiciales, el cual se señaló responsable ante la Comisión y lanzó una pulla al expresidente Uribe, que ante la misma Comisión en el pasado sostuvo que los “soldados lo habían engañado” en algunos casos.

“Yo nunca me he escudado en mis subalternos, los subalternos cumplían órdenes, a mí nadie me engañó y menos un soldado como dijo alguien: me engañaron los soldados. No, eso es imposible que a uno lo engañen, tampoco me engañaron mis superiores, (…) yo lo que reclamo es aceptación, tienen que aceptar la responsabilidad” señaló.

En su participación, además hizo un llamado a los máximos comandantes del Ejército a reconocer responsabilidad por esos crímenes, y sostuvo que durante la comandancia del general (r) Mario Montoya se “disparó” ese fenómeno delincuencial.

“A partir del 2006 que mi general Montoya empieza a pedir muertos como resultados, el único resultado que valía eran los muertos, ahí no habían resultados intangibles, no habían caletas, nada de eso, solamente muertos, por eso se incrementan las ejecuciones extrajudiciales, como comandante me medían era por muertos, sino me relevaban” sentenció.

En su relato junto al mayor (r) César Maldonado y otros oficiales que entregaron sus confesiones, aceptaron que en la institución existía una relación cercana con los grupos paramilitares, por conveniencia, pero sobre todo por la doctrina Vietnam proveniente de Estados Unidos que desde las escuelas de formación les impartieron.

Allí varios aseguran que asimilaron el adagio de “el enemigo de mi enemigo es mi amigo” y en zonas como Urabá sus comandantes les decían que las AUC realizaban el trabajo sucio que ellos no podían.

“Al comienzo nunca se enfrentó ese fenómeno, por el contrario se realizaban alianzas para enfrentar el enemigo común, la guerrilla, el comunismo, nunca nos dijeron que esto era ilegal, por el contrario había un grado de permisividad” se lee en la confesión escrita de un militar con reserva de su identidad.

Por otra parte, tanto Borja como el mayor Maldonado señalaron que era imposible que la Fiscalía fuese engañada al menos 6.402 veces, particularmente Maldonado le hizo un llamado al ente investigador a reconocer la responsabilidad que le corresponda en la continuidad de esa conducta criminal.

“Yo pido mirar esto en contexto para ver por qué esto siguió ocurriendo y quiero hacer énfasis en que es imposible que los miembros de la Fiscalía hayan sido engañados en 6.402 oportunidades, que los militares los hayan engañado hasta 20 veces uno dice bueno, pero 6.402 eso llama más a una reflexión de responsabilidad, a qué rol jugaron los entes del estado en todo esto, como la Fiscalía” manifestó.

Lea aquí:

Asimismo, algunos oficiales que también entregaron sus testimonios reconocieron la forma en la que se asesinaba a las víctimas a quienes les ponían las armas en las manos y las disparaban con guantes para simular un ataque. Además les colocaban minas antipersonal y en la degradación del conflicto se usaban niños y trabajadoras sexuales como informantes.

Algunos manifestaron que muchos de esos crímenes no salieron a la luz porque la Justicia Penal Militar era lenta y los jueces hacían parte de las mismas instituciones.

El coronel (r) Borja, como el oficial de más alto rango que participó en el evento, señaló que el número de falsos positivos totales subirá a más de 6.402, y le hizo un llamado personal al comandante del Ejército, general Eduardo Zapateiro, pidiéndole que asuma la responsabilidad colectiva de la institución en esos crímenes ocurridos.

“Mi general Zapateiro, ojalá pase a la historia como el general que le dio la cara a las víctimas y asumió la responsabilidad de un Ejército que cometió infinidad de atrocidades” culminó.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen directo

W Radio
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Señales

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad