Actualidad

Escudos Azules y Primera Línea rechazan posible reunión con director de la Policía

Integrantes de Primera Línea y Escudos Azules aseguran que no tienen garantías para reunirse con el Director de la Policía. Esto luego de que el Presidente de la Cámara de Representantes anunciara un encuentro.

Protestas en Cali. (Foto: Luis Robayo / AFP via Getty Images) / LUIS ROBAYO

W Radio consultó a varios integrantes de Primera Línea (PL), Escudos Azules y otros colectivos de jóvenes que participaron en las manifestaciones del Paro Nacional en Bogotá sobre una posible reunión con el director de la Policía, el general Henry Sanabria.

Sin embargo, estas personas aseguraron que, por ahora, no están dispuestos a sentarse a un diálogo con las autoridades.

Un integrante de Escudos Azules, cuya identidad se mantiene en reserva, le dijo a este medio que, si la Policía es quien está invitando a ese diálogo, a ellos no los han contactado directamente:

“Hemos visto que, paradójicamente, mencionan a voceros y líderes de líneas que han sido invitados al diálogo, sabiendo de antemano que la PL no tiene figuras representativas definidas: no es homogénea y es muy amplia como para pensar que hay un consenso sobre liderazgos o representaciones políticas, lo que sería un contrasentido”.

Recomendamos:

No obstante, agregó que ellos comprenden la intención con la que se quiere proponer la reunión. Además, aseguró que hay personas que pueden y deben aportar desde el debate a la figura del desmonte del Escuadrón Móvil Antidisturbios (ESMAD), pues “quién mejor que las víctimas antagónicas de la brutalidad policial”.

“Creemos que es un diálogo que nace a partir de unas ansias de hacer algo mediático y algo de espectáculo al querer posicionar a la Policía como la que ahora está presta al diálogo y a algunos representantes con el deseo de figurar en el gobierno”, indicó esta persona.

Por esa razón, indicó que sería irresponsable de parte del colectivo “salir a representar la lucha de todas las organizaciones y expresiones de resistencia que han luchado históricamente y abanderarnos de la voz para entrar a un diálogo en el cual nos sentimos que entramos con demasiadas perdidas y que se encamina a algo parecido a una impunidad y una limpieza de la institución que nos ha asesinado, desaparecido, violado y encarcelado”.

Según los jóvenes, debe haber unas mínimas garantías y muestras de voluntad real de cambio previo a cualquier diálogo abierto.

En cuanto a garantías, esto fue a lo que se refirieron: “No podemos sentarnos a dialogar, ni siquiera a escuchar propuestas, de una institución cuyos crímenes permanecen en la impunidad y en contraparte teniendo nosotros hermanos y hermanas muertas, desaparecidas, violadas y privadas de la libertad por la acción policial en conjunto con la Fiscalía”.

¿Cuándo estarían dispuestos a reunirse con la fuerza pública? Esto respondió: “El día que nos contacten directamente, con el respeto que cualquier ser humano se merece para proponer el diálogo, y mencionen una mínima voluntad para reparar a las víctimas, castigar y cesar la impunidad de los crímenes cometidos por agentes del ESMAD y la fuerza pública y liberar a compañeros privados de la libertad”.

“No queremos espectáculo, queremos un cambio real”: joven de la Primera Línea de Usme

Entre tanto, otro joven consultado por W Radio y quien es uno de los líderes de la Primera Línea en Usme, dijo: “No queremos espectáculo, queremos un cambio real y que de verdad se sienten con nosotros con una voluntad clara de diálogo y de reformar, además de garantías de no repetición porque hasta ahora no les creemos”.

“Muchos de nuestros compañeros están presos injustamente. Nos golpearon, nos hicieron de todo y ahora pretenden que, con cámaras y espectáculo, vamos a hacer como si nada hubiera pasado. Debe haber, insisto, condiciones”, concluyó.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen directo

W Radio
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Señales

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad